Enlaces para accesibilidad

Protestas en Brasil por Ahmadinejad


Se han anunciado manifestaciones frente al Palacio de Itamaraty en Brasília por la visita de Ahmadinejad.

Se han anunciado manifestaciones frente al Palacio de Itamaraty en Brasília por la visita de Ahmadinejad.

Unas mil personas manifestaron en Rio de Janeiro bajo la consigna: "¿Brasil: qué invitado es ese?".

En Río de Janeiro se produjeron protestas en rechazo de la visita a Brasil del presidente iraní Mahmoud Ahmadinejad, que arribará a Brasília para reunirse con el presidente Luiz Inácio Lula da Silva.

Ahmadinejad inicia en Brasil una gira por América Latina que además lo llevará a Venezuela y Bolivia, que apoyan su programa nuclear, y que concluirá en África donde visitará Senegal, informó el sitio de Internet de la presidencia de Irán.

Según manifestó el propio Ahmadinejad, durante una entrevista exclusiva con el noticiero de televisión Jornal Globo, él le propuso a Brasil una amplia cooperación nuclear para la construcción de usinas generadoras de electricidad.

Sin embargo el asesor de la Presidencia brasileña para Asuntos Internacionales, Marco Aurelio Garcia, dijo que la posición de Brasil respecto a Irán "es insistir en que la energía nuclear de ese país debe estar a disposición de fines pacíficos".

“¿Brasil: qué invitado es ese?”

En Brasil la visita de Ahmadinejad llega precedida de protestas. Unas mil personas manifestaron en la famosa playa de Ipanema, en Rio de Janeiro, mientras que en Brasília los manifestantes se reunirán frente al Palacio de Itamaraty, sede de la cancillería brasileña.

La consigna de la protesta en Rio de Janeiro era: "¿Brasil: qué invitado es ese?". Según destaca la prensa brasileña, la manifestación fue organizada por agrupaciones judías, instituciones contra el racismo, organizaciones de defensa de los derechos de las mujeres y de los derechos de los homosexuales, grupos religiosos, así como ambientalistas.

Los manifestantes vistieron todos de blanco para protestar contra la visita del mandatario iraní. "Quien niega el holocausto niega la esclavitud en Brasil", decía la pancarta que abría la protesta que se realizó en Ipanema. Ahmadinejad ha negado repetidamente la existencia del Holocausto durante la Segunda Guerra Mundial y ha convocado a la destrucción de Israel.

Otros carteles decían "Lula, explique a su invitado que son los derechos humanos", en tanto otros portaban carteles que simplemente expresaban: “Paz”.
Esta será la primera visita de un presidente iraní a Brasil, y el tercer encuentro de Ahmadinejad con Lula da Silva, quien a su vez visitará Teherán en el primer semestre de 2010, cuando visite Medio Oriente.

El presidente brasileño defiende el derecho de Irán de acceder a la producción pacífica de energía nuclear. Sin embargo el programa nuclear iraní ya ha recibido cinco resoluciones contrarias del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas.

Por su parte Lula da Silva sostuvo que sostendrá ante al presidente de Irán el mismo discurso por la construcción de la paz que expresara hace una semana en Brasília al primer ministro israelí Shimon Peres y luego al presidente de la Autoridad Palestina, Mahmoud Abbas.

Desde Estados Unidos

Mientras tanto, la visita de Ahmadinejad a Brasil fue duramente criticada por el presidente da Subcomisión para América Latina del Congreso de Estados Unidos, el demócrata Eliot Engel, quien dijo que el presidente Lula "está cometiendo un grave error".

Engel quien pertenece al mismo partido del presidente Obama, recordó que “Irán ejecutó dos atentados terroristas en suelo sudamericano en los años ´90, promueve la destrucción de Israel y desarrollar armas nucleares en secreto. Lula no debería legitimar a Ahmadinejad encontrándose con él en Brasil", dijo el congresista estadounidense.

Diplomacia del fútbol

Previo a la visita de Ahmadinejad el presidente brasileño Lula da Silva, dijo que pretende organizar un partido de fútbol entre la selección brasileña y un combinado de israelíes y palestinos, como un gesto por la paz en Oriente Medio.

"Estoy trabajando con la idea de hacer un partido de la paz como el que hicimos en Haití", dijo Lula al recordar el partido de agosto de 2004 entre Brasil y Haití para apoyar las fuerzas de paz en el país caribeño, aunque "la idea aún precisa tener respuesta de la CBF (Confederación Brasileña de Fútbol)", explicó Lula en Brasilia, después de votar en la elección de dirigentes del gobernante Partido de los Trabajadores (PT).

En Rio de Janeiro por su parte, los manifestantes contra la visita de Ahmadinejad mostraban tarjetas rojas y hacían gestos de expulsión al sonido de un silbato, como en un partido de fútbol.

Condenan a reformista

En Irán mientras tanto, en el mismo día en que el presidente Ahmadinejad iniciaba su viaje de visita a América Latina, la prensa iraní informó que el ex-vicepresidente iraní Mohammad Ali Abtahi, un reformista acusado de fomentar las manifestaciones contra la reelección de Ahmadinejad en junio pasado, fue condenado a seis años de prisión.

Abtahi es el reformista de más alto rango en ser condenado y encarcelado después de las polémicas elecciones ocurridas hace cinco meses.

XS
SM
MD
LG