Enlaces para accesibilidad

Cierran algunos pozos en Oklahoma tras sismo

  • Voz de América - Redacción

El incremento en los sismos de magnitud 3,0 o de mayor intensidad, han sido relacionados con la eliminación de aguas residuales subterráneas de la producción de petróleo y gas natural.

El incremento en los sismos de magnitud 3,0 o de mayor intensidad, han sido relacionados con la eliminación de aguas residuales subterráneas de la producción de petróleo y gas natural.

La gobernadora de Oklahoma Mary Fallin, declaró el estado de emergencia en el condado Pawnee debido al sismo.

37 pozos de eliminación de aguas residuales serán cerrados en el centro-norte de Oklahoma, donde este fin de semana se produjo un sismo de magnitud 5,6, en la escala de Richter.

Esto es tan sólo una fracción de la cifra total en el estado, ya que existen aproximadamente 4.200 pozos en toda la entidad, y alrededor de 700 en un "área de interés" de 38.850 kilómetros cuadrados.

Esta área fue creada por la comisión que se encarga de la investigación de sismos en la zona e incluye el epicentro del movimiento telúrico cerca de Pawnee.

El terremoto empató la marca del sismo de noviembre de 2011 como el más fuerte en la historia del estado, e incluso se sintió hasta Nebraska, pero no se reportó ningún daño mayor.

No todos los pozos del estado operan simultáneamente, dijo Matt Skinner, vocero de la Oklahoma Corporation Commission.

"Calculamos que en cualquier momento dado hay aproximadamente 3.200 pozos de eliminación activos", señaló Skinner.

Desde 2013 la comisión les ha ordenado a los propietarios de pozos de aguas residuales que reduzcan los volúmenes de eliminación en partes del estado donde los sismos han sido más frecuentes.

XS
SM
MD
LG