Enlaces para accesibilidad

EE.UU.: prevención y tratamiento en política antidroga

  • Voz de América - Redacción

Ahora los tratamientos por sobredosis estarían incluidos en el sistema básico de salud.

Ahora los tratamientos por sobredosis estarían incluidos en el sistema básico de salud.

La nueva estrategia de la Casa Blanca se aleja de su enfoque policial para enfatizar en la prevención y el tratamiento terapéutico.

Aunque el gobierno de Estados Unidos es enfático en su oposición a la legalización de las drogas, la Casa Blanca presenta una reforma de la política antidrogas que deja atrás las fuertes condenas y el enfoque policial, para centrarse en la prevención del consumo y el tratamiento de personas que son víctimas “no violentas” de las drogas.

Según anunció el zar antidrogas, Gil Kerlikowske, EE.UU. ha cambiado su visión al reconocer la drogadicción como "una enfermedad del cerebro que puede ser prevenida y tratada", y no como un delito.

"Las políticas obsoletas como el encarcelamiento masivo de los infractores no violentos son reliquias del pasado que ignoran la necesidad de enfocar nuestro problema de drogas con un equilibrio entre la salud pública y la seguridad", dijo Kerlikowske, director del Centro Nacional de Control de Drogas.

De esta manera, la lucha antidrogas tendría siete áreas de acción que incluyen mejorar la gestión de la información, fortalecer los convenios internacionales, atacar el tráfico doméstico de drogas, pero a la vez, hay cuatro líneas de acción enfocadas a la prevención y el tratamiento del consumo de drogas.

Sin dejar de lado el apoyo a la lucha contra el narcotráfico en países latinoamericanos, EE.UU. centra su atención en el manejo interno de este flagelo y busca que los tratamientos por drogadicción sean incluidos en el sistema básico de salud.

Kerlikowske afirma que esta política "no puede llegar en mejor momento" si se tiene en cuenta que una de las principales causas de muerte accidental en EE.UU. es la sobredosis de drogas, por lo que se buscará también capacitar al personal médico para atender estos casos en centros de atención primaria.

El presidente Barack Obama había sentado su posición en contra de la legalización de las drogas, propuesta llevada por el presidente de Guatemala, Otto Pérez Molina, a la Cumbre de las Américas, sin embargo, está dando un primer paso en la búsqueda de alternativas para combatir este flagelo.

Sin embargo, el siguiente paso lo deben dar países como México y Perú, que está convirtiendo en un potencial productor de cocaína superando a Colombia.
XS
SM
MD
LG