Enlaces para accesibilidad

Polémica por nominación de Sessions para fiscal general de EE.UU.

  • Voz de América - Redacción

Jeff Sessions fue el que promovió una enmienda a la Constitución para quitar la ciudadanía a niños de padres indocumentados.

Jeff Sessions fue el que promovió una enmienda a la Constitución para quitar la ciudadanía a niños de padres indocumentados.

Demócratas y organizaciones proinmigrantes consideran a Jeff Sessions como la persona más antiinmigrante y racista para ocupar el cargo.

Tras el anuncio del presidente electo Donald Trump de tener la intención de nombrar al senador de Alabama, Jeff Sessions, para Fiscal General de EE.UU. surgieron polémicas reacciones que consideran que su elección podría significar un “retroceso de 50 años de progreso” en derechos civiles.

También lea: Trump escoge a Sessions para Justicia y Pompeo para la CIA

Uno de los primeros en reaccionar al anuncio fue el legislador de Illinois, Luis Gutiérrez, quien señaló que “ningún senador ha peleado tan duro contra las esperanzas y las aspiraciones de la comunidad hispana, inmigrante y de color que el senador Sessions”.

“Si añora los días cuando los negros guardaban silencio, los gays estaban en el closet, los inmigrantes eran invisibles y las mujeres estaban en la cocina, entonces el senador Sessions es su hombre”, manifestó Luis Gutiérrez.

Según el legislador Gutiérrez, Sessions postuló al Senado porque fue tildado por el comité judicial del Senado como una persona muy racista para servir como juez federal.

Se sumaron a los que se oponen al nombramiento de Sessions la organización proinmigrante CASA, quien citó que Sessions ha construido una reputación de ser antiinmigrante y racista a lo largo de su carrera.

“Nombrar a uno de los candidatos más antiinmigrantes y contra las minorías a uno de los más altos cargos en el poder es darle un golpe a la mayoría del país que votó por Hillary Clinton y los valores del Partido Demócrata”, dijo el presidente de CASA, Gustavo Torres.

“Sessions es un hombre peligroso para esa posición. El ha sido la voz de una de las retóricas y propuestas más antiinmigrantes que han salido del Partido Republicano”, agregó Torres.

Por su parte la Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU) emitió un comunicado en el que explica que no puede opinar a favor o en contra de una nominación del presidente, pero que sí tiene el deber de educar a la población sobre la trayectoria de los nominados.

Como parte de su tarea, ACLU señaló que el senador Sessions los llamó organización antiestadounidense y comunista, afirmaciones que ACLU rechaza categóricamente.

ACLU también informó que la postura de Sessions sobre derechos de la comunidad transgénero, gay y lesbianas (LGBT), la pena de muerte, el aborto y la autoridad presidencial han sido en su momento rechazadas por la ACLU y otras organizaciones de derechos civiles.

Pero, así como existen organizaciones que se oponen al nombramiento de Sessions como fiscal general de EE.UU. también están las que aplauden la decisión del presidente electo.

Una de ellas es el Proyecto de Principios Estadounidenses (APP, por sus siglas en inglés) que consideran que el senador Sessions un defensor de la Constitución y “ha trabajado duro por esta gran nación” en temas relacionados con la vida, la educación, la libertad religiosa, entre otros.

“A través de la calidad de personas que el presidente electo, Donald Trump está trayendo a su gabinete está demostrando rápidamente su intención de acabar el negocio como es usual en Washington y verdaderamente hacer EE.UU. grande nuevamente”, afirmó en un comunicado el presidente de APP, Frank Cannon.

Muestre comentarios

XS
SM
MD
LG