Enlaces para accesibilidad

Pilotos robots: el futuro de la aviación

  • Voz de América - Redacción

El robot de ALIAS usa una tecnología "drop-in", que puede ser empleada en cualquier avión o helicóptero, incluidos aparatos de los años 50 construidos antes de la era de controles electrónicos.

El robot de ALIAS usa una tecnología "drop-in", que puede ser empleada en cualquier avión o helicóptero, incluidos aparatos de los años 50 construidos antes de la era de controles electrónicos.

Investigadores aseguran que es como tener un piloto humano con 600.000 horas de experiencia.

Dentro de pronto podríamos tener pilotos y copilotos que nunca se cansan, se aburren, se sienten abrumados, estresados ni se distraen.

Esta posibilidad está a prueba gracias a una iniciativa conjunta del gobierno y la empresa privada que busca reemplazar en un futuro a los copilotos de aviones por robots.

La idea es que la presencia de un robot que se ocupe de los controles permita al piloto humano enfocarse en cuestiones estratégicas, sobre todo en casos de emergencia.

El programa, conocido por sus siglas en inglés como ALIAS (Aircrew Labor In-Cockpit Automation System) es financiado por la Agencia de Proyectos de Investigación Avanzados y administrado por un contratista privado, Flight Sciences.

Los impulsores del programa visualizan el día en que aviones y helicópteros, grandes y pequeños, serán piloteados por robots. Algo parecido a lo que se espera de los autos.

Las fuerzas armadas y las aerolíneas ven con buenos ojos la iniciativa porque ofrecen mayor seguridad y eficacia.

Hoy por hoy casi todos los aviones tienen pilotos automáticos que controlan el aparato la mayor parte del vuelo, pero el robot de ALIAS busca ir más allá.

"Queremos aumentar la autonomía del aparato y permitir que los humanos y los robots se enfoquen en las cosas que mejor hacen", expresó John Langford, presidente y director general de Aurora.

En algunos sentidos, el robot es incluso mejor que el piloto humano, pues reacciona más rápidamente e instantáneamente hace todas las revisiones necesarias ante cualquier eventualidad, según los impulsores del programa.

Langford asegura que el piloto tendrá "un genio por copiloto".

"El robot lleva consigo el ADN de todas las horas de vuelo de ese sistema, los registros de cada accidente", expresó. "Es como tener un piloto humano con 600.000 horas de experiencia".

XS
SM
MD
LG