Enlaces para accesibilidad

Papa cierra visita a Ecuador y se dirige a Bolivia

  • Licenia Espinel - Quito, Ecuador

El papa es fotografiado por los fieles a la salida de la iglesia San Francisco en Quito.

El papa es fotografiado por los fieles a la salida de la iglesia San Francisco en Quito.

El papa pide instaurar un nuevo orden económico y ecológico en el que los recursos naturales sean compartidos por todos y no sólo explotados por los ricos.

Bajo la mirada atenta de más de un millón de feligreses el papa Francisco ofició la misa campal en Quito en la que llamó a luchar por la unidad y la inclusión a todos los niveles, defendió la necesidad de la Iglesia de evangelizar y dijo que “esa es nuestra revolución".

El papa argumentó que es "impensable que brille la unidad, si la mundanidad espiritual nos hace estar en guerra entre nosotros, en una búsqueda estéril de poder, prestigio, placer o seguridad económica".

“Y esto a costillas de los más pobres, los más excluidos, los más indefensos, de los que no pierden su dignidad pese a que se la golpean todos los días”, dijo.

El sumo pontífice participó en un encuentro con la representantes de la sociedad civil, a quienes pidió vivir y actuar a través de los valores sociales de gratuidad, solidaridad y subsidiariedad, a los que calificó de “esenciales” e hizo un llamamiento a Ecuador y a "muchos pueblos latinoamericanos" para evitar leyes que fomenten “la represión y control desmedido y la merma de libertades".

“Nosotros hemos recibido como herencia de nuestros padres el mundo, pero también recordemos que lo hemos recibido como un préstamo de nuestros hijos y de las generaciones futuras a las cuales lo tenemos que devolver”.

El exembajador de Ecuador en el Vaticano, Francisco Salazar, dijo que el mensaje general de papa debe ser escuchado tanto por quienes ostentan el poder como por los ciudadanos.

“El papa hablándonos sobre el tema de la unidad, del respeto, significa que es precisamente lo que aquí estamos discutiendo diríamos”

La visita del papa Francisco a Ecuador, llenó de esperanza a los ciudadanos que aseguran que el sumo pontífice les dejó sentimientos de alegría y solidaridad.

“Para nosotros es una alegría que el papa esté aquí en el Ecuador, que seamos el país, el primer país para que nos bendiga”

La agenda del papa Francisco en Ecuador concluye hoy con una visita varios ancianos y ofrecerá una charla a sacerdotes locales antes de volar a Bolivia, donde el medio ambiente, la atención a los pobres y la tensa relación entre el gobierno y la Iglesia católica están entre los temas más destacados en su agenda.

XS
SM
MD
LG