Enlaces para accesibilidad

Feliz cumpleaños Olinguito


El olinguito, miembro más pequeño de la familia de los mapaches, habita en las selvas de Colombia y Ecuador.

El olinguito, miembro más pequeño de la familia de los mapaches, habita en las selvas de Colombia y Ecuador.

Celebrando su primer aniversario, el olinguito goza de la atención de la comunidad local que participa activamente junto a los investigadores.

Hace un año, el mundo le dio la bienvenida al olinguito cuando los científicos de la Institución Smithsonian revelaron el descubrimiento de una nueva especie de animal carnívoro.

Aunque su descubrimiento le ofreció una identidad oficial a un mamífero que por más de un siglo se le catalogó erróneamente, aun se desconocía mucho acerca del olinguito.

Sin embargo, el olinguito cautivó al público y a la comunidad científica, quienes enviaron un sinnúmero de correos electrónicos, fotos e informes a los investigadores del Smithsonian, en Washington, EE.UU.

Gracias a esta información, los científicos han podido avanzar su conocimiento acerca de la distribución, alimentación y comportamiento del olinguito.

El Dr. Jesús Maldonado, un especialista en genética de la Institución Smithsonian y parte del equipo que realizó el descubrimiento, dijo que la participación del público “ha ayudado tremendamente a incrementar el conocimiento de esta especie”.

We are sorry, but this feature is currently not available

“Para nosotros ha sido una gran sorpresa el tipo y la cantidad de información que la comunidad local, no solamente los científicos sino también la gente común, nos ha dado a conocer,” dijo.

Agregó que su descubrimiento no solamente atrajo interés mundial, pero también impulsó la conservación del olinguito en selvas de Los Andes.

“Al proteger este tipo de hábitat no solamente están [ayudando] al olinguito; están protegiendo a las otras especies que existen en este hábitat”, afirmó Maldonado.

La Reserva Mesenia-Paramillo en Colombia es una de las organizaciones trabajando para la investigación y conservación del olinguito.

Gracias a la entusiasta participación del público en la investigación del oliguito, los investigadores buscan promover y aumentar una cultura de colaboración científica con la comunidad.

“Para nosotros ha sido una grata sorpresa que haya tenido tanto impacto y [exista] gente que esté trabajando para la conservación de esta especie”, concluyó Maldonado.

XS
SM
MD
LG