Enlaces para accesibilidad

Obama homenajea soldados heridos


Durante la semana de su cumpleaños 49, el presidente visitó la fábrica de Ford en Chicago, donde fue recibido efusivamente por los trabajadores.

Durante la semana de su cumpleaños 49, el presidente visitó la fábrica de Ford en Chicago, donde fue recibido efusivamente por los trabajadores.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama participó de un partido de baloncesto junto a estrellas de la liga profesional de baloncesto de Estados Unidos (NBA), en homenaje a los soldados heridos en las guerras.

El “dream team”, el equipo de los sueños que respondió a la convocatoria del primer mandatario, estuvo integrado por jugadores retirados y activos. El encuentro de carácter amistoso, se llevó a cabo en un gimnasio en Fort McNair, una instalación militar ubicada en Washington, la capital del país y que se encuentra cerca de la Casa Blanca.

LeBron James, Dwyane Wade, Carmelo Anthony y otros astros de la NBA, así como algunos legendarios jugadores ya retirados, incluyendo Bill Russell y Magic Johnson, y también Maya Moore del equipo femenino Huskies de Connecticut del baloncesto universitario, se sumaron a la propuesta del presidente Obama.

El partido se jugó frente a un grupo de "guerreros heridos", para homenajear a los soldados lesionados en combate, y también asistieron los participantes del programa de tutores de la Casa Blanca, enfocado en jóvenes huérfanos de ambos sexos.

El partido se jugó sin presencia de la prensa, lo que fue explicado por el secretario de prensa de la Casa Blanca, Robert Gibbs, al decir que el presidente "sólo quería jugar".

Después del partido algunos de los jugadores acompañaron al presidente Obama a la Casa Blanca, para una cena que coronó la semana en que el mandatario cumplió 49 años. Según se informó, en la cena estaban incluidos camarones del Golfo de México, con la finalidad de mostrar confianza en que los productos son seguros para el consumo.

Sasha conquista España

Por su parte, la primera dama Michelle Obama y su hija Sasha, regresaron a Washington tras unas vacaciones en España.

Antes de su partida, la primera dama de Estados Unidos y su hija menor, almorzaron con los reyes de España y la princesa Letizia, -esposa de Felipe, el príncipe de Asturias-, en la residencia vacacional de la familia real en la isla de Mallorca.

El almuerzo fue el punto final de las vacaciones de Michelle y Sasha Obama a España, donde visitaron la región de Andalucía, incluyendo Marbella, Ronda y el palacio de la Alhambra en Granada.

La hija menor de los Obama se ganó el corazón de los españoles y los medios de prensa destacaron su presencia en el almuerzo y en la foto oficial junto a los reyes. Mientras tanto, la hija mayor de los Obama, Malia, se encuentra en un campamento de verano.

XS
SM
MD
LG