Enlaces para accesibilidad

Sudafricanos celebran la vida de Mandela

  • Voz de América - Redacción

Cantos y bailes en una calle de Soweto donde vivió por algun tiempo el fallecido Nelson Mandela.

Cantos y bailes en una calle de Soweto donde vivió por algun tiempo el fallecido Nelson Mandela.

Con cantos y bailes, los sudafricanos celebran lavida y lamentan la muerte de su amado Madiba, quien murió ayer a la edad de 95 años.

Los sudafricanos pasaron la noche cantando y bailando frente a la casa en Johannesburgo donde vivió Nelson Mandela, el primer presidente negro de ese país, que murió el jueves a la edad de 95 años.

Y los cantos que celebraban su vida y lamentaban su muerte, siguiendo la tradición sudafricana, continuaban esta mañana, horas después de que el presidente Jacob Zuma anunció a la nación que su amado Madiba “había muerto en paz” en compañía de su familia.

La Voz de América entrevistó al profesor Emilio Viano de American University en la ciudad de Washington para profundizar sobre el legado que el líder Nelson Mandela ha dejado al mundo.

Haga click y escuche la entrevista completa

"Nuestro pueblo ha perdido a su padre"

Vestido de luto, Zuma hizo el anuncio en un discurso televisado a toda la nación en el que dijo que Sudáfrica “ha perdido a su hijo más grande y nuestro pueblo ha perdido a su padre”.

“Este es, en verdad, el momento de nuestro mayor pesar. Pero también debe ser el momento de nuestra más grande determinación. Una determinación de vivir como Madiba ha vivido, a esforzarse como se esforzó Madiba y a no descansar hasta que hayamos cumplido con su visión de una Sudáfrica verdaderamente unida, una pacífica y próspera África y un mundo mejor”, dijo Zuma, refiriéndose a Mandela por su apodo.

Dijo que las banderas permanecerán a media asta y Mandela tendrá un funeral de estado, que seguramente será seguido por un período de duelo nacional.

Se espera que decenas de líderes mundiales, incluyendo el presidente Barack Obama, y celebridades viajen para estar presentes en el funeral. Mandela era respetado alrededor del mundo por su activismo.

Su obra y legado

Mandela pasó casi tres décadas en prisión por su papel en levantamiento para poner fin al régimen de la minoría blanca y a la discriminación oficial contra los negros en Sudáfrica, conocida como apartheid.

Tras su salida de prisión, surgió como un símbolo venerado de paz y reconciliación y ganó el Premio Nobel de la Paz en 1993. El año siguiente se convirtió en el primer presidente negro de Sudáfrica y al terminar su único período en 1997, dio paso a una transición democrática que fue todo un ejemplo para el resto del continente.

Mandela, quien contrajo tuberculosis durante sus casi tres décadas de confinamiento, fue hospitalizado repetidamente durante los años recién pasados, más recientemente por una infección pulmonar recurrente.

El Congreso Nacional Africano, al que Mandela se unió en 1943 y cuya liga juvenil ayudó a fundar, dijo en un comunicado que Sudáfrica ha perdido “a u coloso y a un epítome de humildad, igualdad, justicia y paz”.
XS
SM
MD
LG