Enlaces para accesibilidad

Informan de posible nuevo caso de ébola en EE.UU.

  • Voz de América - Redacción

Un oficial remueve cinta roja del vehículo de un oficial de un suburbio de Dallas que habría mostrado síntomas de ébola.

Un oficial remueve cinta roja del vehículo de un oficial de un suburbio de Dallas que habría mostrado síntomas de ébola.

Como un "exceso de precaución" calificaron autoridades de un suburbio de Dallas la hospitalización de un oficial que entró al departamento donde se alojó Thomas Eric Duncan, y que habría presentado síntomas.

Autoridades de un suburbio de Dallas informaron que un ayudante del sheriff del condado de Dallas, que había entrado al apartamento donde alojó el primer paciente diagnosticado con ébola en EE.UU., se encuentra hospitalizado después de mostrar algunos síntomas.

El jefe de Bomberos de Frisco, Marcos Piland, dijo que el oficial está siendo tratado “por un exceso de precaución”.

Los equipos de emergencia del suburbio de Dallas transportaron al oficial al hospital después que un enfermero de un centro de emergencias reportó de un paciente “exhibiendo signos y síntomas” de ébola, quien afirmó haber tenido contacto con el hombre diagnosticado con la enfermedad en Dallas, Thomas Eric Duncan.

Funcionarios de salud pública dicen que no hay ninguna indicación de que la persona haya tenido algún contacto directo con Duncan.

“La última información que tenemos es que no hay contacto definitivo, no hay síntomas claros” de ébola, dijo el doctor Thomas Frieden, director de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, en una conferencia de prensa por la tarde el miércoles.

Piland informó que el oficial entró en el apartamento donde Thomas Eric Duncan alojó y tuvo contacto con algunos miembros de la familia.

Muere paciente en Dallas

Anteriormente, se informó que Thomas Eric Duncan fue declarado muerto a las 7:51 de la mañana en Hospital Presbiteriano de Texas en Dallas, donde fue admitido 28 de septiembre y se había mantenido en aislamiento, según el portavoz Wendell Watson.

Duncan llegó a Dallas 20 de septiembre de Liberia y enfermó a los pocos días. Fue enviado a casa tras una primera visita a la sala de emergencias, pero llevado de vuelta al hospital el 28 de septiembre, donde se mantuvo aislado desde entonces.

El pasado sábado el hospital reportó que el paciente estaba en estado crítico y conectado a un respirador artificial.

“La semana pasada ha sido una enorme prueba a nuestro sistema de salud, pero para una familia ha sido algo mucho más personal”, dijo el doctor David Lakey, comisionado del Departamento de Servicios de Salud de Texas, en un comunicado, al tiempo que envió sus condolencias a la familia de Duncan.

“Vamos a continuar todos los esfuerzos para contener la propagación del virus y proteger a la gente de esta amenaza”, agregó.

Las autoridades han informado que todos los que potencialmente tuvieron contacto con Duncan están siendo monitoreado por 21 días, el período normal de incubación de la enfermedad.

Otros en Dallas podrían estar en peligro mientras funcionarios tratan de contener el virus que ha hecho estragos en África Occidental, matando a miles de personas.

XS
SM
MD
LG