Enlaces para accesibilidad

Militantes capturan otra ciudad en Irak

  • Voz de América - Redacción

Voluntarios chiíes se preparan para combatir la amenaza de los militantes sunnís del Estado Islámico de Irak y el Levante (EIIL).

Voluntarios chiíes se preparan para combatir la amenaza de los militantes sunnís del Estado Islámico de Irak y el Levante (EIIL).

Estados Unidos refuerza la seguridad en su embajada en Bagdad con 100 soldados e infantes de marina, mientras evacúan al personal no esencial.

Residentes y funcionarios locales iraquís aseguran que militantes sunníes han tomado la ciudad de Tal Afar, en el norte del país, en medio de la condena internacional y los llamados a la unidad en Irak.

La ciudad, que se encuentra a 420 kilómetros al noroeste de Bagadad, es la más reciente en caer en manos de los milicianos chiíes esta semana, en la cual los militantes del Estado Islámico de Irak y el Levante (EIIL) tomaron Mosul y Tikrit y amenazaron con avanzar hacia Bagdad.

Estados Unidos ha reforzado la seguridad en su embajada en Bagdad con 100 soldados e infantes de marina, mientras el personal considerado no esencial es evacuado a otros sitios en Basrah, Irbil y Ammán en Jordania. Un portaviones estadounidense ha sido estacionado en el Golfo Pérsico.

Un funcionario de alto rango del Departamento de Estado dijo el domingo que el secretario de Estado, John Kerry, habló con sus homólogos en Jordania, Arabia Saudita, Qatar y los Emiratos Árabes Unidos sobre la necesidad de apoyar a los pueblos de Irak y Siria contra las amenazas del EIIL.

El funcionario agregó que los ministros también conversaron sobre la necesidad de que Irak haga un esfuerzo “coordinado y efectivo” por hacer avanzar el país.

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon también subrayó la necesidad de tomar medidas políticas y sociales e implementar un “plan de seguridad nacional integral” que atienda la amenaza de seguridad. Ban condenó de nuevo la violencia del EIIL, incluyendo lo que su vocero calificó como reportes “muy preocupantes” de ejecuciones sumarias por parte de sus militantes.

Estados Unidos fue más directo al condenar el domingo la "horrenda" masacre perpetrada por militantes yihadistas, que afirmaron haber matado a 1.700 miembros de la fuerza aérea iraquí en la norteña ciudad de Tikrit.

"La reivindicación hecha por los combatientes del Estado islámico en Irak y en Levante (EIIL), según la cual han masacrado a 1.700 reclutas chiitas de la aviación iraquí, es una horrenda y auténtica muestra de la sed de sangre que tienen estos terroristas", dijo en un comunicado la portavoz del Departamento de Estado Jennifer Psaki.

El senador republicano Lindsay Graham dijo en varios programas de televisión que Estados Unidos puede tener que cooperar con Irán para ayudar a evitar la caída de Bagdad.

Pero el ex embajador de Estados Unidos en Irak, Ryan Crocker, dijo en CNN que lo que Estados Unidos tiene que hacer es unificar a los iraquí sunníes, chiíes y kurdos para combatir la amenaza en común.

Muestre comentarios

XS
SM
MD
LG