Enlaces para accesibilidad

Libertad de prensa en la región


Periodistas mexicanos evitan hablar de algunos temas como el narcotráfico, por miedo a las represalias. Los ciudadanos reclaman mayores garantías para una prensa libre.

Periodistas mexicanos evitan hablar de algunos temas como el narcotráfico, por miedo a las represalias. Los ciudadanos reclaman mayores garantías para una prensa libre.

México entró en la categoría de prensa “no libre” como resultado de las amenazas a los periodistas y el aumento de la violencia en el país.

Ya no puede considerarse que México tiene una prensa libre debido a las amenazas y la violencia vinculadas al narcotráfico, aunque un declive de ocho años en la libertad de prensa en el mundo parece haber empezado a detenerse en el 2010, informó un grupo activista.

En su recuento anual de la libertad para ejercer el periodismo, Freedom House indicóque la creciente influencia del crimen organizado en la agenda informativa de México y el aumento del acoso contra periodistas en Honduras ubicaron a ambas naciones como los países de América Latina y el Caribe sin prensa libre.

El informe coloca además a Cuba y Venezuela en la lista de países donde se restringue la prensa.

Cuba apareció entre los 10 peores países en el mundo en cuestión de independencia de los medios de comunicación y libertad de prensa.

El descenso en la clasificación de la prensa de México a "no libre" fue descrito como una sorpresa y atribuido a la violencia vinculada al tráfico de drogas. Entre los resultados de ésta están agresiones a periodistas, auto censura y un ambiente de miedo.

Entre otros resultados, la clasificación de Honduras también disminuyó, y la de Egipto fue reducida a "no libre", mientras que Libia, Arabia Saudí, Siria y Túnez continuaron ubicadas entre los peor calificados. Entre esos cinco países, sólo Arabia Saudí no se ha visto inundada este año por manifestaciones y exhortaciones a la libertad.

"En el 2010, vimos con qué facilidad los gobiernos en el Medio Oriente recurrieron a la represión de los medios de comunicación", dijo Karin Deutsch Karlekar, directora ejecutiva del estudio de Freedom House. El terreno ganado se tiene que poner en práctica rápidamente o "esta ventana de oportunidad se perderá", dijo.

"Las aperturas que han tenido lugar a principios del 2011 nos dan esperanza de que el terreno ganado en el Medio Oriente puede abrir el camino a mejoras de la libertad de prensa a nivel global", dijo en una entrevista. Sin embargo, los recientes movimientos por parte del ejército de Egipto para restringir la cobertura de noticias son preocupantes, agregó.

En todo el mundo, una de cada seis personas vive en países con una prensa libre, dijo Freedom House, y el número de aquellas con acceso a medios libres e independientes se redujo al nivel más bajo en más de una década. Además de Egipto, México y Honduras, ocurrieron disminuciones significativas en Hungría, Corea del Sur, Tailandia, Turquía y Ucrania.

En los últimos cinco años, los países con descensos significativos han superado a los países con ganancias similares por un margen de más de 2 a 1. Sin embargo, según el informe, la tendencia global de declive parece haberse estabilizado en el 2010. No está claro si habrá una mejora global este año, sostuvo el informe.

Los 10 países peor clasificados son Bielorrusia, Birmania, Cuba, Guinea Ecuatorial, Eritrea, Irán, Libia, Corea del Norte, Turkmenistán y Uzbekistán.

"En estos estados, los medios de comunicación independientes no existen o a duras penas son capaces de operar ", dijo el informe.

La CPJ habla de Cuba

En otro informe paralelo al de Freedom House, realizado por el Comité para la Protección de Periodistas (CPJ, por sus siglas en inglés), la organización asegura que cada vez los gobiernos como Siria, Rusia, China y Cuba utilizan un mayor grado de “sofisticación” en sus prácticas para censurar la libertad de expresión en internet.

Según la organización Cuba es el mejor ejemplo de este “acceso denegado” a la información ya que el gobierno de Raúl Castro mantiene el internet “severamente restringido a una pequeña fracción de la población”.

"Una amplia mayoría debe usar puntos de acceso controlados por el Gobierno mediante el registro de identificación, intensa vigilancia y restricciones de acceso a sitios que no sean de origen cubano", denuncia el CPJ.

La desacreditación de blogueros opositores también crea un clima de amenaza para periodistas que utilizan el internet como herramienta para realizar su trabajo. “Conocidos blogueros como Yoani Sánchez han sido desacreditados en un medio accesible para todos los cubanos como la televisión estatal”, dice el informe.

XS
SM
MD
LG