Enlaces para accesibilidad

20 años de enfrentamientos raciales en Los Ángeles

  • Voz de América - Redacción

Los incidentes dejaron 53 muertos, cerca de 2.000 heridos y millonarias pérdidas económicas.

Los incidentes dejaron 53 muertos, cerca de 2.000 heridos y millonarias pérdidas económicas.

El veredicto absolutorio para unos policías que agredieron al ciudadano afroestadounidense, Rodney King, desató enfrentamientos y revueltas civiles.


Tras cumplirse 20 años de las incendiarias revueltas en Los Ángeles, a causa de un veredicto que absolvía a los policías que le propinaron una brutal paliza al ciudadano afroamericano, Rodney King, este lunes representantes de diferentes etnias firmaron un manifiesto de unidad.

El 3 de marzo de 1991, King fue golpeado por agentes del Departamento de Policía de Los Ángeles (LAPD) y la agresión quedó grabada en video como prueba. Sin embargo, un año después, el 29 de abril de 1992 la indignación se apoderó de los ciudadanos al enterarse del indulto a los agresores por parte del juez de la corte estatal, por lo que estallaron unas revueltas en las que murieron 53 personas, hubo cerca de 2.000 heridos y millonarias pérdidas económicas.

Hoy, 20 años después, miembros de las mismas etnias firmaron un pacto de unidad en el que se comprometen a “seguir trabajando juntos", aseguró la directora ejecutiva de la Coalición pro Derechos Humanos del Inmigrante en Los Ángeles (CHIRLA), Angélica Salas.

"Esto es un llamado al compromiso de trabajar en unidad todas las organizaciones, de todas las etnias junto a representantes de las instituciones, pero sabemos que hace falta más trabajo para que las condiciones de vida en nuestras comunidades mejoren", afirmó Salas.

El acuerdo se suscribió en la escuela Robert F. Kennedy de Los Ángeles, donde además la Coalición Estadounidense Coreana organizó un concurso de ensayos estudiantiles bajo la consigna "La Diversidad es Nuestra Fuerza".

“Recomendamos a las autoridades que traten de buscarle solución al problema de la crisis social y racial en EE.UU., porque ese es un problema que está ahí latente", indicó Salas.

Y precisamente fue a partir de las revueltas de 1992 que las autoridades notaron el gran poder criminal que habían logrado pandillas de origen centroamericano que se disputaban el control del centro de Los Ángeles con otras pandillas de mexicanos y afroamericanos.

Salas advirtió que hoy en día aún puede presentarse una crisis si no se encuentra una solución al tema migratorio, pues en los años 90, varios pandilleros de la hasta entonces desconocida mara Salvatrucha, fueron deportados hacia sus países de origen donde habrían continuado delinquiendo.
XS
SM
MD
LG