Enlaces para accesibilidad

Hace 50 años en Dallas

  • Voz de América - Redacción

El presidente John F. Kennedy en una caravana junto a la primera dama Jacqueline Kennedy, momentos antes de ser asesinado en Dallas.

El presidente John F. Kennedy en una caravana junto a la primera dama Jacqueline Kennedy, momentos antes de ser asesinado en Dallas.

Otro libro plantea nuevas dudas sobre el asesinato del presidente John F. Kennedy, ocurrido el 22 de noviembre de 1963.

Un nuevo libro plantea dudas sobre la investigación del Congreso de 1979, que concluyó que el asesinato del presidente John F. Kennedy hace 50 años fue el resultado de una conspiración en donde hubo más de un disparo.

El libro, The Kennedy Half Century (El medio siglo Kennedy), del profesor de ciencias políticas Larry Sabato, de la Universidad de Virginia, cuestiona la conclusión del Comité de la Cámara de Representantes que investigó el asesinato y concluyó que el tiro que mató a Kennedy se disparó desde la loma conocida como “grassy knoll” el 22 de noviembre 1963, en Dallas, Texas.

Lee Harvey Oswald disparó a la caravana de Kennedy desde el sexto piso de un edificio utilizado como depósito de libros en Texas, y desde donde se miraba la Plaza Dealey.

La Cámara sostuvo que hubo un disparo adicional desde una pequeña lomita con mucha hierba, a partir de un análisis acústico de un dispositivo de grabación que estaba en la motocicleta de un agente de la policía.

No obstante, a pesar de que los investigadores del Congreso aseguran que la motocicleta era parte de la caravana de Kennedy y que ésta grabó cuatro disparos, Sabato argumenta que gracias a un nuevo análisis de audio con equipo tecnológicamente avanzado y expuesto en su libro, demuestra que la motocicleta de la policía de Dallas no estaba dentro de la caravana presidencial en el momento de los disparos.

La motocicleta, que fue conducida por el oficial Willie Price, estaba a unas dos millas (3,2 km) de distancia en el momento del tiroteo, escribe Sabato.

El autor explica que expertos en acústica sostienen que los "impulsos" de sonido recogidos por el dispositivo grabador de la motocicleta, que inicialmente se creía que se trataba de los disparos, podría haber sido simplemente el ruido del motor de la motocicleta.
XS
SM
MD
LG