Enlaces para accesibilidad

Gadhafi un lider controversial

  • Voz de América - Redacción

En su Libro Verde describe sus ideas acerca del islam político, un modelo local entre el capitalismo y el comunismo.

En su Libro Verde describe sus ideas acerca del islam político, un modelo local entre el capitalismo y el comunismo.

Moammar Gadhafi se ha creado un perfil excéntrico y carismático al mismo tiempo; temible y paternal con su propio pueblo.

Moammar Gadhafi es un hombre del desierto. Nació cerca de Sirte, en 1942, desde comenzó a gestar la idea que luego le conduciría a derrocar al rey, curiosamente en la misma ciudad donde se inició su derrocamiento: Bengasi.

Es el gobernante con más tiempo en el poder en la región, llegando a 42 años al mando de Libia, desde el golpe de estado que lideró en 1969, y su régimen parece a punto de acabar.

Gadhafi es una caja de excentricidades. Como parte de esa mitología que ha creado entorno a su figura nadie olvida sus famosas jaimas beduinas resguardadas por un ejército de mujeres amazonas que desembocó en la expropiación del hotel Hilton de la turística isla de Margarita en Venezuela por parte de Hugo Chávez.

Fue entonces cuando el presidente Hugo Chávez lo equiparó con Simón Bolívar.

En 1977 cambió el nombre del país por el de Gran Yamahiriya (Estado de las masas) Árabe Libia Popular y permitió al pueblo difundir sus puntos de vista en los congresos del pueblo.

Su régimen, sustentado por mercenarios a sueldo de $2.000 dólares diarios –según los últimos datos–, debe lidiar con un sistema tribal con el que la mayoría de población se identifica y en el que debe también debe luchar para ganar esta batalla o convertirse en el mártir que anunció.

Dicen que Gadhafi sólo tiene miedo a volar. Por eso se desplaza por tierra siempre que puede, aunque el viaje sea largo e implique horas y horas de incomodidades. Pero en cualquier caso eso no le impidió dirigir el intento de atentado contra Estados Unidos con un avión de la Pan Am en 1988 que cayó sobre la localidad de Lockerbie, en Escocia, donde murieron 270 personas.

Gadhafi pronto abrazó el panarabismo del difunto líder egipcio Gamal Abdel Naser e intentó sin éxito fusionar Libia, Egipto y Siria en una federación.

Todo quedó escrito en su Libro Verde, donde describe sus ideas acerca del islam político, un modelo local entre el capitalismo y el comunismo.

Un intento similar de impulsar estas políticas terminó con una fuerte enemistad con el vecino Túnez, al cual el mes pasado se refirió reconociendo que temía que el cambio de poder estuviera siendo explotado por la intervención extranjera. Afirmó que sentía "dolor" por los violentos acontecimientos y que el pueblo se había apresurado a derrocar al presidente Zine al-Abidine Ben Ali.

XS
SM
MD
LG