Enlaces para accesibilidad

EE.UU. exige alto al fuego efectivo


Un día antes, Naciones Unidas autorizó ataques militares para frenar al líder libio Moammar Gadhafi.

Un día antes, Naciones Unidas autorizó ataques militares para frenar al líder libio Moammar Gadhafi.

El ministro de Exteriores de Libia ha informado en un mensaje televisado que han decidido establecer un alto al fuego inmediato.

Libia anunció un alto al fuego inmediato para "proteger a los civiles" y "cumplir con una resolución de las Naciones Unidas", según dijo en declaraciones a la televisión el ministro libio de Relaciones Exteriores, Musa Kusa.

Sin embargo, la seccretaria de Estado de Estados Unidos, Hillary Clinton dijo en Washington que la situación en Libia es "fluida y dinámica" y enfatizó que "no vamos a dejarnos impresionar por las palabras, sino que queremos acciones concretas en el terreno y eso no está claro", dijo la jefa de la diplomacia estaodunidese. Mientras tanto "continuaremos trabajando con nuestros aliados para que Moammar Gadhafi renuncie y responder así a las aspiraciones del pueblo libio".

Cese de operaciones

"Nos decidimos por un alto el fuego inmediato y el cese inmediato de todas las operaciones militares," dijo en Trípoli el canciller de Gadhafi al hablar ante los periodistas, aunque no respondió a preguntar. "Libia tiene gran interés en proteger a los civiles", dijo, y agregó que el país también protegería a todos los extranjeros y los activos extranjeros en Libia.

Musa Kusa advirtió que su país se compromete a "acatar", en su calidad de "miembro de pleno derecho de Naciones Unidas", las resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU y ha anunciado "un alto el fuego inmediato y el fin de todas las operaciones militares".

La noticia llega justo cuando varios países preparaban una operación militar en el país, tras la aprobación anoche del Consejo de Seguridad de la ONU a una intervención militar, al dar el visto bueno al borrador de la resolución en la que venían trabajando.

El ministro ha declarado que la resolución de la ONU "es una violación de la soberanía de Libia", mientras que ha pedido a los países y las ONGs que vayan al país para poder tener constancia de la realidad de la situación.

El ataque a Misrata, la tercera ciudad libia, fue determinante para los rebeldes que estaban a la defensiva en su bastión oriental después de que Gadafi se comprometió a lanzar un asalto final y aplastar la rebelión de casi cinco semanas de duración contra él.

La oposición expresó su esperanza de la resolución de la ONU ayudaría a cambiar la marea en su favor después de días de intensos combates.

"Creemos que las fuerzas de Gadafi no se adelantan en contra de nosotros. Nuestra moral está muy alta ahora. Creo que tenemos la ventaja", dijo el coronel Salah Osman, un ex oficial del ejército que desertaron al bando rebelde. Él estaba hablando en un puesto de control cerca de la ciudad oriental de Sultán.

Bengasi es una fiesta

Centenares de rebeldes celebraron en Bengasi el fin de la ofensiva lanzada por el gobierno libio.

XS
SM
MD
LG