Enlaces para accesibilidad

Atentado a mayor refinería en Irak


La generación eléctrica para muchas ciudades iraquíes depende de su producción.

La generación eléctrica para muchas ciudades iraquíes depende de su producción.

El cierre de la planta podría elevar la incertidumbre ya existente en los mercados por la subida del precio del petróleo tras las revueltas en Libia.

Terroristas armados atacaron con bombas la refinería de petróleo más de grande Irak a unos 250 kilómetros de Bagdad, y las explosiones y el incendio causaron la muerte a cuatro trabajadores y provocaron el cierre del planta.

La refinería está enclavada en Beiji, un antiguo bastión de Al Qaeda y según dijo a la agencia Reuters el gobernador local se trata de “una gran pérdida para todo el país. Todas las ciudades iraquíes dependen de su producción".

Como consecuencia del atentado podrían empeorar los cortes eléctricos y la escasez de combustible que ya el viernes originaron protestas antigubernamentales en todo Irak.

El cierre de la refinería, que procesa 150 mil barriles de crudo al día, se suma a la incertidumbre ya existente en los mercados por el alto precio del petróleo debido a la inestabilidad política en varios países árabes y a las revueltas en Libia.

Las tres principales refinerías de Irak, Dora, Shuaiba y la ahora afectada de Beiji , procesan poco más de la mitad de la capacidad de 700 mil barriles diarios que tenía el país antes de la guerra iniciada en 2003.

Irak cuenta con una de las reservas de petróleo conocidas más grandes del mundo, aproximadamente unos 115 mil millones de barriles, pero su producción está muy por debajo de su potencial debido a los daños originados por varias décadas de guerras y los ataques terroristas.

XS
SM
MD
LG