Enlaces para accesibilidad

Inglaterra verifica la realidad con visita a favela de Río

  • Voz de América - Redacción

Tanto Sturridge y Welbeck realizaron una sesión de capoeira, un arte marcial brasileño que combina elementos de danza, acrobacias y música.

Tanto Sturridge y Welbeck realizaron una sesión de capoeira, un arte marcial brasileño que combina elementos de danza, acrobacias y música.

Bailando en las sombras de la favela más grande de Río de Janeiro, los jugadores ingleses tuvieron una visión de la otra cara de la vida en Río de Janeiro durante su primer día completo en la Copa Mundial.

Al pie de la extensa favela de Rocinha, el delantero Danny Welbeck se sumó a la capoeira, una danza brasileña de artes marciales que incorpora cantos y toca instrumentos tradicionales demostrada por los niños locales.

Si el entrenador Roy Hodgson hubiese estado en el campo de césped artificial habría habido un par de momentos de ansiedad ya que el delantero goleador adoptó plenamente elementos acrobáticos de la capoeira.

Pero, Welbeck salió ileso de la visita en la que los jugadores escaparon de los confines de su hotel después del entrenamiento, para tratar de mezclarse con los lugareños y experimentar su cultura.

Rocinha se vislumbra a lo lejos desde los balcones en el hotel de Inglaterra junto a la playa en Río, y los jugadores donaron lo que la Asociación de Fútbol describió como una suma de cinco cifras en libras al complejo deportivo de la favela.
Inglaterra llegó a Brasil después de la aclimatación en Miami para preparar la humedad de Manaus, donde su participación en la Copa del Mundo se abre el 14 de junio contra Italia.

Pocos dan posibilidades a este equipo en Brasil, pero eso no ha detenido a los jugadores de soñar con la Copa. "Es la última cosa que uno piensa al acostarse, y probablemente lo primero cuando se levanta", dijo el volante brasileño Adam Lallana.

Síganos en nuestra cuenta de Twitter en @voanoticias y en el hashtag #Brasil2014
XS
SM
MD
LG