Enlaces para accesibilidad

Kerry pide moderación a autoridades de Hong Kong

  • Voz de América - Redacción

Secretario de Estado de EE.UU., John Kerry, se reúne con su homólogo chino en Washington, donde plantean abiertamente sus diferencias respecto de las protestas en Asia.

El secretario de Estado de EE.UU., John Kerry, pidió el miércoles a las autoridades de Hong Kong actuar con moderación hacia los manifestantes pro-demócratas, mientras que su homólogo chino dijo que los países no deben inmiscuirse en los asuntos internos de China.

"China sabe que apoyamos el sufragio universal en Hong Kong concordante con la Ley Fundamental, y creemos en una sociedad abierta con el más alto grado posible de autonomía y gobernada por la ley es esencial para la estabilidad y la prosperidad de Hong Kong. Y tenemos grandes esperanzas de que las autoridades de Hong Kong ejercerán moderación y respeto del derecho de los manifestantes a expresar sus opiniones pacíficamente", dijo Kerry.

Por su parte, el ministro de Relaciones Exteriores de China, Wang Yi, dijo que el tema de las protestas en Hong Kong es interno.

“El gobierno chino ha expresado muy formal y claramente su posición. Los asuntos de Hong Kong son asuntos internos de China. Todos los países deben respetar la soberanía de China”, dijo por Yi en declaraciones antes de las reunión con Kerry en el Departamento de Estado.

Wang es el funcionario de más alto nivel en formular observaciones sobre las protestas masivas de Hong Kong.

Las protestas son el reto más duro a la autoridad de Beijing desde que China tomó el control de la excolonia británica en 1997.

Las declaraciones de Kerry se suman a las señaladas anteriormente por la Casa Blanca.

"Creemos que la legitimidad básica del jefe ejecutivo de Hong Kong mejorará enormemente si es seleccionado a través del sufragio universal", aseguró el lunes el portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest.

Siguen las protestas

Las protestas en Hong Kong continuaron este miércoles con la mayor cantidad de manifestantes en las calles hasta ahora, aprovechando el feriado por el 65 aniversario de la fundación de China comunista.

Mientras se izaba la bandera china en la cercana Plaza Bauhinia durante la ceremonia oficial de celebración, una cantidad de estudiantes abuchearon el himno nacional chino.

Los jóvenes volvieron a demandar la renuncia del jefe ejecutivo de Hong Kong, Leung Chun-ying, para antes del jueves, de lo contrario amenazaron con escalar la protesta.

"Vamos a aumentar la intensidad de la protesta, planeamos comenzar con la ocupación de sedes gubernamentales", aseguró Chow Wing Hong, uno de los secretarios generales de la Federación de Estudiantes, en una intervención ante la prensa junto a Chan Kin Man, cofundador del movimiento "Occupy Central" , dos de las organizaciones claves en la protesta.

Los manifestantes demandan que Beijín renuncie a su plan de realizar elecciones en 2017, que permitiría el voto público, pero crearía un comité de selección de candidatos para aprobar a los postulantes.

En un discurso el miércoles, el jefe ejecutivo Leung dijo que el plan de Beijín sería mejor al método actual de tener un comité electoral que selecciona al máximo líder.

“Es definitivamente mejor tener sufragio universal que no tenerlo. Es definitivamente mejor un Jefe Ejecutivo elegido por cinco millones de votantes habilitados que por 1.200 personas. Y es definitivamente mejor poder emitir el sufragio en un centro de votación que quedarse en casa y ver por televisión como votan los 1.200 miembros del Comité Electoral”, dijo el funcionario.

Leung no mencionó directamente a los manifestantes, pero pidió a todos los sectores de la sociedad a trabajar con el gobierno de una manera “pacífica, legal, racional y pragmática”.

No ha habido reportes de violencia desde el domingo, cuando la policía usó gases lacrimógenos en un intento por dispersar la manifestación.

XS
SM
MD
LG