Enlaces para accesibilidad

EE.UU. ofrece diálogo a Rouhani

  • Voz de América - Redacción

El nuevo presidente de Irán, abajo a la izquierda en la foto, arriba al podio para su investidura de juramento que fue tomado por el presidente de la Corte de Justicia iraní, Sadeq Larijani, a la derecha, este domingo en Teherán.

El nuevo presidente de Irán, abajo a la izquierda en la foto, arriba al podio para su investidura de juramento que fue tomado por el presidente de la Corte de Justicia iraní, Sadeq Larijani, a la derecha, este domingo en Teherán.

Estados Unidos propone al nuevo gobierno de Irán, de Hassan Rouhani un compromiso serio y sustantivo para el diálogo con la comunidad internacional.

El gobierno de Estados Unidos afirmó esté domingo que está dispuesto a trabajar con el nuevo gobierno del presidente iraní, Hassan Rouhani, para abrir un dialogo sobre el programa nuclear de Irán, para lo cual el nuevo gobierno de Teherán deberá demostrar un claro compromiso.

Los desafíos de Rouhani

El clérigo de 64 años tendrá que hacer frente a enormes desafíos, incluyendo una debilitada economía y la visión predominantemente negativa del mundo exterior del controvertido programa nuclear de Irán.

Rouhani venció fácilmente a sus rivales conservadores en las elecciones de junio y se comprometió a adoptar políticas para reducir la confrontación con los gobiernos extranjeros con el fin de aliviar las sanciones internacionales sobre la economía de Irán por su política nuclear.

Ahora se espera que Rouhani nomine su gabinete. Los medios iraníes informan que Mohammad Nahavandian será jefe de gabinete de Rouhani. Nahavandian tiene un doctorado en economía de la Universidad George Washington en Estados Unidos.

Rouhani es el séptimo presidente de Irán, y sucede en el cargo a Mahmoud Ahmadinejad.
La declaración fue emitida por el secretario de prensa de la Casa Blanca, Jay Carney, momentos después de que el nuevo presidente de Irán, el clérigo musulmán moderado, Hassan Rouhani, tomó posesión de su cargo ante el Parlamento este domingo.

Un día antes Rouhani había sido aprobado y confirmado formalmente en su nuevo cargo por el líder supremo de Irán, el ayatolá Ali Jamenei.

En su declaración Carney afirma que “la toma de posesión del presidente Rouhani presenta una oportunidad para que Irán actúe con rapidez para resolver las profundas preocupaciones de la comunidad internacional sobre el programa nuclear de Irán”.

Rouhani, se ha comprometido a un diálogo con la comunidad internacional, y al respecto el comunicado del portavoz de la Casa Blanca deja claro que “si el nuevo gobierno se compromete en forma seria y sustantiva en cumplir con sus obligaciones internacionales y encontrar una solución pacífica a este tema, encontrará en Estados Unidos un socio dispuesto”.

La Casa Blanca felicitó a Rouhani

Durante la ceremonia de toma de mando Rouhani se comprometió a defender la Constitución y proteger la religión oficial de la República Islámica en un acto al que asistieron por primera vez, dignatarios extranjeros, entre ellos líderes regionales.

La Casa Blanca felicitó Rouhani, quien es visto como políticamente más moderado que su predecesor, Mahmoud Ahmadinejad.

Rouhani dijo que luchará contra la corrupción y toda forma de discriminación, diciendo que en las urnas el pueblo de Irán habían exigido la reforma, el cambio y la prosperidad.

En tal sentido, Jay Carney dijo en el comunicado de la Casa Blanca que “esperamos que el nuevo gobierno iraní preste atención a la voluntad de los electores al tomar decisiones que conduzcan a una vida mejor para el pueblo iraní”.
XS
SM
MD
LG