Enlaces para accesibilidad

¿Cuántos haitianos participan?

  • Brian Wagner

Un haitiano mira una lista de votantes en Puerto Príncipe. Muchos haitianos no saben a qué centro de votación acudir.

Un haitiano mira una lista de votantes en Puerto Príncipe. Muchos haitianos no saben a qué centro de votación acudir.

Es difícil medir la participación real de los haitianos en las elecciones. Muchos perdieron sus documentos o no saben a qué centro acudir. Y los haitianos en EE.UU. no pueden votar pero siguen las elecciones de cerca.

En las elecciones de Haití, una de las grandes interrogantes es cuántas personas votarán realmente.

Decenas de miles de haitianos que fueron desplazados por el terremoto de enero no están seguros de si se les permitirá votar. Y muchísimos haitianos que viven en Estados Unidos observan de cerca la votación, aunque la ley les prohíbe votar.

Cientos de miles de haitianos siguen sin un hogar y viviendo en tiendas de campaña. El votante Elexcema Okinel dijo que estas tiendas son el principal problema del país. “Es lo primero que quiero ver solucionado: que el gobierno mueva a las personas de las carpas a casas reales. Hay tanta miseria en los campamentos…”, dijo Okinel.

Muchos de los que viven en campamentos no están seguros de si podrán votar. Algunos perdieron sus documentos de identidad en el terremoto. Y otros, como Ronnie Jean-Noel, no saben a qué centro de votación ir. “No sé dónde votaremos, pero estoy dispuesto a votar”, dijo Jean-Noel.

Pero algunos jóvenes dicen que la falta de progreso que hubo después del terremoto les quitaron las ganas de votar. Guerrier Accene dijo que no tiene planes de acudir a las urnas. “Los políticos sólo te necesitan cuando quieren ganar una elección y obtener un puesto”, dijo.

El próximo presidente de Haití enfrenta enormes desafíos. El presidente electo deberá mejorar las condiciones en su país pero también satisfacer las preocupaciones de los haitianos que viven en Estados Unidos.

Varios candidatos a la presidencia viajaron a Florida para un debate a principios de este mes. Natalie Milias vino a escuchar sus propuestas. “Estoy sorprendida de ver a mucha gente aquí. Nunca solía ser así. Creo que después del terremoto, estamos más preocupados”, dijo.

Ron Blanchard dijo que se sintió frustrado en el evento. “Se nos invita aquí pero no sé exactamente cuál es nuestro cometido. Estamos aquí para escuchar pero no podemos influir en nada”.

Según la ley haitiana, los 800.000 ciudadanos haitianos que viven en Estados Unidos no pueden votar. Blanchard dijo que los candidatos políticos hacen campaña en Estados Unidos no tanto por los votos sino por el apoyo financiero.

El año pasado, los hatiano-estadounidenses enviaron casi $ 2.000 millones de dólares a familiares en Haití. “Financieramente sí, enviamos mucho dinero a Haití. Y creo que nuestro apoyo significa mucho para el país y para los propios candidatos”, dijo Blanchard.

Los organizadores celebraron un simulacro de votación para los haitiano-estadounidenses que asistieron al debate. Pero tendrán que esperar más antes de saber los resultados de la elección verdadera.

XS
SM
MD
LG