Enlaces para accesibilidad

La nadadora Diana Nyad abandona

  • Voz de América - Redacción

Diana Nyad había dicho que estaba lista para intentar de nuevo la travesía, sin embargo esta vez tampoco pudo concluirla.

Diana Nyad había dicho que estaba lista para intentar de nuevo la travesía, sin embargo esta vez tampoco pudo concluirla.

La veterana nadadora estadounidense Diana Nyad ya había cubierto la mitad del recorrido cuando decidió abandonar.

La veterana nadadora estadounidense de largas distancias, Diana Nyad, de 61 años, no consiguió su objetivo de unir a nado Cuba con los cayos de la Florida y tras 29 horas en el agua, decidi'o abandonar su intento cuando hab'ia cumplido la mitad del recorrido de 166 kilómetros.

"Se acabó", escribió Elaine Lafferty a nombre de Nyad, en su cuenta de Twitter, "la combinación de factores es demasiado como para continuar en forma segura". Según informan medios estadounidenses, la nadadora sufría de dolores en un hombro y asma.

Según los comentarios publicados en Twitter, Nyad fue retirada del agua en la mañana de este martes 9 de agosto de 2011, cuando había cumplido casi la mitad de su esfuerzo de 60 horas.

Según el informe publicado por Lafferty, la nadadora estadounidense decidió finalizar au maratón por ella misma, después de "asumir que las condiciones, con vientos de 5 a 10 nudos no eran las adecuadas para las corrientes marinas".

Según el seguimiento que se venía realizando de su recorrido, las corrientes estaban llevando a Nyad demasiado al este de su trayectoria programada. Nyad aspiraba a llegar hasta el Southernmost Point en Key West (Cayo hueso).

Tras ser izada al bote que la acompañaba, fue envuelta en abrigos.

Nyad se proponía imponer un récord de nado cruzando el estrecho de la Florida, e inicialmente había logrado mantener un buen ritmo en la primera cuarta parte del recorrido.

La nadadora sólo hacía pausas para hidratarse y alimentarse y en su cuenta Twitter el equipo que la compaña en la travesía informó que "(Diana) está nadando increíblemente bien... estamos contentos con su rendimiento".

La nadadora ya lo había intentado el 15 de agosto de 1978, a los 28 años, cuando se lo impidieron olas de hasta ocho pies de altura y poderosas corrientes que la desviaron de su curso entre La Habana y Key West (Cayo Hueso) y que al cabo de casi 42 horas la hicieron desistir de su empeño, agotada, castigada por los tentáculos de las medusas y rodeada de barracudas.

El plan era entonces imponer una nueva marca al remontar el trayecto a nado en sólo 60 horas, lo que tratará de hacer otra vez antes de que las condiciones marinas del verano empeoren y después de planes fallidos en agosto del año pasado.

A su favor, la veterana nadadora contará ahora con una tecnología de la que no disponía hace 33 años y en la travesía la acompañarán 22 expertos marinos, meteorólogos, médicos, psicólogos y también buzos caza-tiburones, porque esta vez Nyad no se lanzará al mar dentro de una jaula como en 1978.

La intrépida nadadora había declarado al diario The New York Times que estaba "mucho más fuerte que antes en términos físicos, aunque en aquella época era mucho más rápida. Pero me siento fuerte, con energía y otra visión de la capacidad de resistencia. Estoy lista", dijo.

En 1997, la australiana Susie Maroney cruzó a nado el trayecto entre La Habana y la Florida en apenas 24 horas, pero lo hizo dentro de una jaula metálica remolcada todo el tiempo por una embarcación, lo que según los entendidos hizo su travesía mucho más fácil, rápida y segura.

Si Nyad lograba concretar su inteanto en condiciones mucho más adversas que esas, rompería un récord implantado por ella misma en 1979, cuando nadó un kilómetro menos desde Bimini, en Bahamas, hasta la costa de la Florida.

Días pasados Nyad escribió en su cuenta twitter que estaba lista parta intentar de nuevo la travesía entre La Habana y Key West, que según dijo la nadadora será cubierta en vivo por la cadena de televisión CNN.

XS
SM
MD
LG