Enlaces para accesibilidad

Grecia paralizada por recortes


La manifestación, que había sido convocada como pacífica, se tornó violenta entre algunos grupos de jóvenes.

La manifestación, que había sido convocada como pacífica, se tornó violenta entre algunos grupos de jóvenes.

Protestas ante la puerta del Parlamento griego, donde se debaten nuevos recortes al gasto que permitan a Grecia acceder a los préstamos internacionales.

La policía griega reprimió la ferviente protesta ante el Parlamento griego ante las nuevas medidas de austeridad que se debaten allí para garantizar nuevos préstamos internacionales que eliminen la posibilidad de entrar en default.

Unos 20.000 manifestantes se enfrentaron a la policía que les arrojó gases lacrimógenos para defenderse de las piedras y bombas incendiarias.

El primer ministro George Papandreou enfrenta una revuelta tanto afuera del Parlamento como en el seno de su propio grupo parlamentario, con el que no consigue acordar una salida para la grave crisis de deuda de Grecia.

La manifestación, que había sido convocada como pacífica, se tornó violenta entre algunos grupos de jóvenes que protestaban a la par que se producía una huelga general de 24 horas convocada por los principales sindicatos de servicios públicos en Atenas.

Las agencias retratan el escenario en el que unos 5.000 policías enfrentaron a los manifestantes que protestaban al grito de "renuncien, renuncien". Sin embargo, no todo eran jóvenes, ya que entre los participantes había personas de todas las edades y muchos llevaron a niños pequeños a quienes cargaron sobre sus hombres para protegerlos de la multitud, señala Associated Press.

Entre los nuevos recortes, el gobierno de Papandreou precisa ampliar la reducción del gasto entre el 2012 y el 2015, hasta alcanzar un ahorro de $40.500 millones de dólares en este mes, o de otra forma no tendrán acceso al paquete de préstamos de $159.000 millones de dólares procedentes del Fondo Monetario Internacional.

Para poder alcanzar esa cifra, el gobierno rompió la promesa de no imponer nuevos impuestos y preparó un programa de privatizaciones de cuatro años, que permitirá un ahorro de $72.000 millones de dólares.

XS
SM
MD
LG