Enlaces para accesibilidad

Hollande y Sarkozy en crucial debate

  • Voz de América - Redacción

Estudio de televisión en donde se llevará a cabo el debate por la elección presidencial de Francia, esta noche de 2 de mayo de 2012.

Estudio de televisión en donde se llevará a cabo el debate por la elección presidencial de Francia, esta noche de 2 de mayo de 2012.

Pese a que el 11% del electorado sigue indeciso, nunca en la historia de Francia un debate ha cambiado el resultado previsto por las encuestas. Hollande sigue adelante.

Los dos candidatos presidenciales franceses, Nicolás Sarkozy y François Hollande, se verán hoy por la noche cara a cara, en un debate televisado que probablemente no cambie el resultado, pero que está precedido por la clase de drama reservado para los combates de boxeo por un título mundial.

El actual presidente de la República y el candidato socialista se miden cuando la distancia entre ambos, según los sondeos, sigue siendo abrumadoramente favorable a Hollande (53,5 % para el socialista, 46,5% para el presidente), pero que los titulares de los periódicos dramatizan hablando de “El último duelo” y “La confrontación final”.

Veinte cámaras, una grúa para planos largos, una cenital sobre la mesa y tres cámaras móviles para grabar la entrada de los dos candidatos. Todo está preparado para el enfrentamiento.

Los dos candidatos se reunirán en el estudio 107, en La Plaine-Saint Denis (próximo a París), que acogerá un sencillo escenario con la imagen del palacio del Elíseo al fondo.

Retransmitido por las cadenas TF1 y France 2, el debate durará un máximo de dos horas y media, estará dirigido por Laurence Ferrari y David Pujadas y girará en torno a cuatro grandes bloques que introducirán los periodistas: economía, sociedad, instituciones y política exterior.

Cada candidato podrá saber exactamente el tiempo del que dispone gracias a un cronómetro situado en el eje de su mirada. La distancia entre los candidatos será de los 2,5 metros que mide la mesa, los asientos son regulables y no tienen reposabrazos y la climatización del estudio —un asunto que dio problemas en el debate de 2007— se ha fijado en 19-20 grados. Se ha previsto, también, que la pantalla se divida, de vez en cuando, en tres ventanas donde se verá al candidato que interviene y el rostro de los periodistas.

No es la primera vez que Sarkozy y Hollande se enfrentan en un debate televisado. En casi 20 años, los ahora candidatos presidenciales se han enfrentado media docena de veces, la primera de ellas en 1999, por las elecciones europeas. De este primer debate se recuerda el momento en que Sarkozy dijo a Hollande que había empezado siendo muy educado para acabar siendo lo contrario. El socialista le respondió: "Educado... usted no lo es ni al principio ni al final".

Los expertos señalan que, pese a que el 11% del electorado sigue indeciso, nunca en la historia política de Francia ningún debate ha cambiado el resultado previsto por las encuestas.
XS
SM
MD
LG