Enlaces para accesibilidad

Fallece Premio Nobel de la Paz

  • Voz de América - Redacción

El gobierno de Kenia declaró que la muerte de Maathai es "una gran pérdida para el país, para África y para todo el planeta".

África y el mundo entero lloran la muerte de Wangari Maathai, la primera mujer africana en recibir el Premio Nobel de la Paz en 2004. La activista política padecía de cáncer y falleció en un hospital de Nairobi el domingo a los 71 años de edad.

El gobierno de Kenia declaró que la muerte de Maathai es "una gran pérdida para el país, para África y para todo el planeta", ya que hizo que "el mundo entendiera que el agua, los árboles y la protección del medio ambiente ayudan a alcanzar la paz".

La vida de la ecologista y activista social estuvo llena de logros y batallas políticas, medioambientales y personales. Fue parlamentaria, catedrática, defensora de los Derechos Humanos y de la democracia.

Fue una de las primeras niñas en ir a la escuela cuando la mayoría de las kenianas aún no podían acceder a la educación. En 1960 formó parte de un programa de becas auspiciado por el gobierno estadounidense y la familia Kennedy para estudiar en EE.UU., en donde obtuvo su licenciatura y maestría.

Al volver a Kenia, trabajó con comunidades de las áreas rurales de su país y evidenció las malas condiciones en las que vivían la mayor parte de la población, especialmente las mujeres.

Fue cuando decidió fundar Green Belt, una institución ambientalista que movilizó a miles de hombres y mujeres a plantar más de 47 millones de árboles en un esfuerzo para rehabilitar los entornos degradados y mejorar la calidad de vida de las personas en situación de pobreza.

En los años 70, Maathahi se dio cuenta que sus esfuerzos ecologistas eran limitados si políticas gubernamentales no los seguían. Fue cuando decidió oponerse a los abusos del régimen dictatorial del entonces presidente de Kenia, Daniel Arap Moi.

Sus esfuerzos pro-democráticos y encarcelamientos durante varias protestas contra el gobierno de Moi le ganaron reconocimiento nacional e internacional.

El comité del Premio Nobel en 2004 dijo que las “formas peculiares de acción” de Maathai, que se enfrentó un régimen opresivo, “contribuyeron para que la opresión política” llame la atención en el mundo.

En un discurso, Maathahi dijo que “no sólo trabajó para asegurarse que las personas protejan el medioambiente, sino también para que los gobiernos mejoren”.

Por su parte, el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) lamentó la muerte de "una fuerza de la naturaleza" que "movilizó a las comunidades para debatir sobre conservación y desarrollo sostenible".

Desde Nueva York, el presidente de Kenia, Mwai Kibaki, lamentó la pérdida de "no sólo una renombrada ecologista, sino también una gran cruzada de los derechos humanos”.

El ex presidente sudafricano Nelson Mandela, el arzobispo Desmond Tutu, el activista social Dr. Martin Luther King Jr. y el actual presidente estadounidense Barack Obama han sido algunos de los galardonados por la academia sueca tras sus logros políticos y sociales.

XS
SM
MD
LG