Enlaces para accesibilidad

Corte Suprema ratifica seguro de Salud obligatorio

  • Voz de América - Redacción

Partidarios de la ley de Salud celebran en las afueras de la Corte Suprema donde el tribunal falló a favor de sostener el seguro de Salud obligatorio.

Partidarios de la ley de Salud celebran en las afueras de la Corte Suprema donde el tribunal falló a favor de sostener el seguro de Salud obligatorio.

El fallo constituye un triunfo para la administración Obama, que invirtió un enorme capital político y 18 meses de cabildeo para aprobar la ley, que ningún otro presidente había logrado aprobar.

La Corte Suprema de los Estados Unidos determinó este jueves que el “mandato individual”, el verdadero corazón de la ley de Salud por la que tanto peleó el presidente Barack Obama es constitucional.

Por el mandato individual los estadounidenses están obligados a obtener un seguro de salud o de lo contrario pagar una multa.

¿Qué se puede esperar?

Si usted es mayor de 26 años, casado, su familia está formada por 5 personas, no tiene seguro médico y tiene ingresos de menos de $40,000 anuales, a partir de 2014:
  1. Usted tendrá la opción de comprar un plan de salud a través de una bolsa estatal con asistencia del Estado.
  2. Su prima anual no pasaría de entre $1.600 a $2.520 (entre $134 y $210 mensuales).
  3. El costo de los deducibles que tendrá que pagar de su bolsillo no pasará del 15% del costo total de un tratamiento.
  4. Las compañías de seguros no podrán discriminar contra usted aunque tenga enfermedades previas y sólo pueden variar las tasas un poco.
  5. Si usted no obtiene cobertura de salud para el año 2014 se le va a imponer una multa. Esa multa crece progresivamente del 2014 al 2016, cuando alcanza su máximo.
  6. En ese punto, asumiendo que sus ingresos se mantienen igual, su familia puede ser sujeta a una multa de $2.085. Pero no será multado si el plan de salud más barato en su área excede el 8% de sus ingresos.
Si usted es menor de 26 años, puede entonces ser parte del seguro familiar.
El fallo constituye un triunfo para la administración Obama, que invirtió un enorme capital político y 18 meses de cabildeo para aprobar la ley, que ningún otro presidente había logrado aprobar.

La Corte, cuya votación fue de 5 a 4, decidió sobre varios puntos que habían sido puestos en duda.

El primero es que el Congreso no sobrepasó sus poderes cuando aprobó el “mandato individual” que obliga a todos los estadounidenses a obtener un seguro de salud o, de lo contrario, pagar una multa. El debate estaba en sí esto se trataba de un nuevo impuesto o de una medida comercial que habría sido inconstitucional. Al ser considerado un impuesto, el Congreso tiene la potestad de establecerlo, según la Corte.

Habiendo aprobado el mandato individual, la Corte también estuvo de acuerdo en que las empresas aseguradores vendan seguros a todo el que aplique y que prohíba a los aseguradores a cobrar más en los casos de enfermedades previas.

Y finalmente, la Corte tampoco vio contradicción en que la ley obligue a los Estados a aceptar a millones de personas de bajos ingresos adicionales en el programa Medicaid.

Al entrar en efecto la ley de Salud, más de 50 millones de estadounidenses que no tienen seguro médico en Estados Unidos se verán beneficiados.

A partir del 2014, la mayoría podría conseguir seguro por medio de aseguradores privados y el seguro del estado Medicaid. Los estados con mayoría republicana que se han resistido a crear mercados de seguro de salud según la ley deberán cumplir con ella, y Estados Unidos se acercará finalmente a otros países avanzados que garantizan la atención médica para sus ciudadanos.

Los costos en salud representan el 18 por ciento del producto interno bruto de Estados Unidos.


Lea además: ¿Cómo afecta la nueva Ley de Salud a los hispanos?

XS
SM
MD
LG