Enlaces para accesibilidad

EE.UU. pide flexibilidad sobre cambio climático

  • Voz de América - Redacción

EE.UU. se comprometió a reducir sus emisiones a un 30 por ciento por debajo de los niveles del 2005 hacia el 2025 y de un 42 por ciento al 2030, pero aún no ha podido concretar el plan.

EE.UU. se comprometió a reducir sus emisiones a un 30 por ciento por debajo de los niveles del 2005 hacia el 2025 y de un 42 por ciento al 2030, pero aún no ha podido concretar el plan.

El gobierno estadounidense aseguró que es importante tomar medidas para prevenir el cambio climático pero a la vez se debe ser flexible con algunas compañías para que el impacto sea menor.

Estados Unidos hizo un llamado a la comunidad internacional para que la lucha contra el cambio climático no sea una excusa para terminar con miles de compañías agobiadas con las nuevas medidas gubernamentales.

Los acuerdos firmados en Naciones Unidas sobre el cambio climático deben adoptar posturas “más flexibles (…) a fin de que equilibre las necesidades de todos los países”, y sus posibilidades de éxito sean mayores.

Todd Stern, representante estadounidense en una conferencia en Chatham House, Londres, sostuvo que los acuerdos no pueden únicamente ser rígidos, sino también justos y requieren flexibilidad. “Una postura rígida es el enemigo”, sostuvo.

“En vez de metas y calendarios negociados, los países deberían tener permitido determinar sus propios niveles de compromiso dependiendo de sus circunstancias y medios”, dijo Stern.

El próximo acuerdo sobre cambio climático, que sustituirá al fracasado Protocolo de Kioto de 1997 y el que EE.UU. nunca ratificó, debería ser firmado en 2015 y entrar en vigor en 2020.
XS
SM
MD
LG