Enlaces para accesibilidad

Irak: Batallas llegan al norte de Bagdad

  • Voz de América - Redacción

Milicianos chiítas patrullan la ciudad de Samarra, 95 kilómetros al norte de Bagdad.

Milicianos chiítas patrullan la ciudad de Samarra, 95 kilómetros al norte de Bagdad.

Fuerzas iraquíes y del Estado islámico chocan en la ciudad de Duluiya.

Las fuerzas del gobierno e insurgentes tribales sunitas se enfrentaron para desalojar militantes de una pequeña ciudad al norte de Bagdad, mientras dos coches bomba dejaron al menos siete muertos en la capital, informaron las autoridades.

Los enfrentamientos en Duluiya son parte de la ofensiva del grupo extremista sunita Estado Islámico en Irak y el Levante, mientras busca ampliar el territorio bajo su control.

El 13 de julio, los combatientes del grupo yihadista entraron a la ciudad, a unos 80 kilómetros al norte de Bagdad, y rápidamente se apoderaron de la oficina del alcalde, estación de policía, ayuntamiento y el juzgado. También volaron un puente que conecta la ciudad con la cercana urbe de Balad.

El ejército iraquí lanzó un contraataque, pero la batalla todavía continuaba el 14 de julio, funcionarios y un residente dijeron a la AP.

Desde la captura de la ciudad norteña de Mosul el mes pasado, el grupo Estado Islámico y otros militantes sunitas han tomado el control de gran parte de Irak septentrional y occidental. Su ofensiva se ha desacelerado desde el estallido inicial, pero los insurgentes han prometido seguir hasta Bagdad.

La capital ha sido testigo de varios atentados a pequeña escala, pero no de ataques de magnitud desde que comenzó la ofensiva militante. Los atentados han causado nerviosismo en Bagdad, donde las milicias chiítas se han unido a las fuerzas de seguridad en las últimas semanas para mejorar la seguridad en la ciudad, aunque los ataques relativamente menores siguen ocurriendo casi a diario.

El lunes, dos coches bomba explotaron en áreas comerciales de Bagdad, dejando siete muertos.

El ataque más mortífero tuvo lugar en el barrio de Allawi en Bagdad, un distrito de mayoría chií, cerca de la Zona Verde, donde se ubican muchas oficinas gubernamentales y embajadas extranjeras. Un oficial de policía informó que cuatro civiles murieron y 12 resultaron heridos en el atentado explosivo.

El costo en víctimas podría haber sido mucho peor, pero la zona no estaba concurrida el lunes debido a un feriado estatal para conmemorar la Revolución de 1958 que derrocó a la monarquía.

Un segundo vehículo cargado de explosivos estalló cerca de una cadena de concesionarios de automóviles en el sureste del área de Bayaa, en Bagdad, dejando al menos tres muertos e hiriendo a ocho, se informó. La explosión también dañó varios coches.

Todos los funcionarios hablaron a condición de anonimato porque no estaban autorizados a informar a los medios de comunicación.

Muestre comentarios

XS
SM
MD
LG