Enlaces para accesibilidad

Escuelas compiten por Obama


Tres escuelas quedarán como finalistas y el presidente Barack Obama elegirá a una como la ganadora.

Tres escuelas quedarán como finalistas y el presidente Barack Obama elegirá a una como la ganadora.

Cada escuela preparó un video en el que relata cómo prepara a sus alumnos para el futuro. En base a los puntajes que reciba, se elegirán tres finalistas.

Los alumnos de seis escuelas secundarias públicas elegidas como finalistas en un concurso para recibir al presidente Barack Obama como orador en su graduación han enfrentando muchos desafíos en sus vidas.

Muchos provienen de contextos críticos, barrios marginados, familias de bajos ingresos. Otros alumnos no tuvieron los mismos problemas económicos, pero luchan por destacarse en un mundo cada vez más competitivo. Lo que tienen en común los estudiantes de las seis escuelas finalistas es que más allá de las adversidades –o gracias a ellas- sobresalen en lo que hacen con sed de triunfo.

En este original concurso organizado por la Casa Blanca, cientos de escuelas secundarias públicas se inscribieron para competir por traer a Obama como orador de sus ceremonias de graduación. ¿En qué consiste la competencia? En demostrar cómo la escuela está preparando a los alumnos para su futuro.

Seis de esas escuelas llegaron a la recta final. Con la ayuda de una fundación, cada una preparó un video sobre sus alumnos y la educación que están recibiendo. Los videos están colgados en el sitio web de la Casa Blanca, donde también se puede votar por cada uno según un puntaje de 1 a 5 (5 siendo el mejor puntaje) hasta el 29 de abril.

De acuerdo a las votaciones, tres escuelas quedarán como finalistas y el presidente Barack Obama elegirá a una como la ganadora.

Pero cada una de las seis escuelas es una ganadora a su manera. Son escuelas de Nueva Jersey, Carolina del Norte, California, Tennessee, Pittsburg y Washington que, a juzgar por los videos, motivan a sus alumnos a ser buenos estudiantes y mejores personas.

Vale la pena verlos para constatar el alto nivel educativo y humano de esas escuelas públicas. Por ejemplo, muchos alumnos de Bridgeport, la escuela secundaria de Washington, serán de los primeros en su familia en graduarse. El 99 por ciento de los alumnos son latinos de primera generación y muchos provienen de contextos más empobrecidos.

Lo mismo ocurre en el caso de Booker T. Washington High School, la escuela secundaria de Tennessee. Muchos de sus estudiantes son afro-estadounidenses que, según dicen, no quieren ser “una estadística más”. Pero viven en una zona donde los obstáculos se acumulan. Pobreza, criminalidad y familias compuestas de un solo padre o madre, según cuentan en el video. Sin embargo, la escuela logró que entre los años 2005 y 2010, el porcentaje de alumnos que van a la universidad trepe de 4 por ciento a 70 por ciento.

Otras escuelas destacan en sus videos las experiencias, herramientas y conocimientos adquiridos. Hay una escuela con fuerte carga artística y humanística donde los alumnos aprenden de teatro, baile, música y pintura…otra escuela que prioriza la tecnología y el servicio comunitario.

Cada una es única a su manera. Y sus alumnos, con Obama o sin Obama, seguramente lleguen lejos.

XS
SM
MD
LG