Enlaces para accesibilidad

Obama y republicanos prometen cooperar


U.S. President Barack Obama holds a news conference in the East Room of the White House in Washington, Nov. 5, 2014.

U.S. President Barack Obama holds a news conference in the East Room of the White House in Washington, Nov. 5, 2014.

Piensan que habrá temas en que puedan ponerse de acuerdo, pero la reforma migratoria y las acciones ejecutivas prometidas por el presidente no son parte de la cuenta.

Pasadas las elecciones legislativas, el presidente Barack Obama está tratando de encontrar puntos en común con los legisladores republicanos que tomarán control de las dos cámaras del Congreso el próximo año.

Obama ha invitado a los líderes del Congreso a la Casa Blanca para una reunión a realizarse el viernes en la que se discutirán las prioridades legislativas.

El Partido Demócrata del presidente sufrió una humillante derrota en las elecciones del martes, cuando los republicanos ganaron suficientes escaños para tomar control del Senado y aumentar el de la Cámara de Representantes.

El presidente dijo a los reporteros que hay ciertos temas en los que los partidos políticos estadounidenses, así estén tan opuestos uno del otro, pueden ponerse de acuerdo.

“Si hay ideas que los republicanos tengan que yo crea que van a mejorar las cosas para los estadounidenses ordinarios, el hecho de que la propongan ellos en lugar de los demócratas, eso será irrelevante para mí. Yo solo quiere ver que funcionen”, dijo el mandatario.

Mientras tanto, en una conferencia de prensa previa, el futuro líder de la mayoría del Senado, Mitch McConnell, dijo que trabajará con el presidente para aprobar los tratados de libre comercio y la reforma impositiva, agregando que en una llamada telefónica habían acordado buscar otros temas en los que puedan estar de acuerdo.

“Hay mucha gente que cree que solo porque tenemos un gobierno dividido significa que no se va a conseguir nada”, dijo McConnell.

Obama reconoció que el Congreso republicano probablemente aprobará leyes que no está dispuesto a firmar, y de la misma manera, McConnell estuvo de acuerdo en que el presidente puede vetar las leyes que ellos propongan.

Precisamente uno de los puntos más candentes en la agenda del presidente puede no esperar a que termine el año.

Obama volvió a repetir el miércoles su promesa de cambiar de manera unilateral las políticas migratorias del país por medio de acciones ejecutivas que permitan a millones de inmigrantes que entraron al país de forma indocumentada quedarse en Estados Unidos.

Agregó que a falta de una reforma migratoria aprobada por el Congreso, que sigue siendo su preferencia, algo hay que hacer.

"Lo que no voy a hacer es quedarme esperando", advirtió.

Pero McConnell comparó esa idea de actuar por su cuenta con “sacar una capa roja en frente de un toro”.

“Espero que no lo haga”, advirtió el republicano. “Eso envenenaría el agua del pozo”.

Muestre comentarios

XS
SM
MD
LG