Enlaces para accesibilidad

Musulmanes en todo el mundo celebran Eid-al-Adha

  • Voz de América - Redacción

Una niña afgana en Kabul se divierte en un parque de atracciones en el primer día del festival sagrado musulmán de Eid-al-Adha.

Una niña afgana en Kabul se divierte en un parque de atracciones en el primer día del festival sagrado musulmán de Eid-al-Adha.

Es una de las dos festividades más importantes del calendario islámico.

Musulmanes de todo el mundo celebraron el lunes la fiesta de Eid al-Adha, una de las dos festividades más importantes del calendario islámico.

En conmemoración de la disposición de Ibrahim, o Abraham, de sacrificar a su hijo por orden de Dios, los musulmanes celebran este día sacrificando animales, como ovejas y cabras. La carne es compartida entre la familia y amigos y también donada a los pobres.

Fieles de todos los continentes celebran esta festividad mientras la peregrinación anual a La Meca, en Arabia Saudí, llega a su fin.

A la mezquita de al-Aqsa de Jerusalén acudieron en masa palestinos para las oraciones, mientras en Irak las autoridades adoptaron medidas estrictas de seguridad, registrando a los fieles mientras entraban en la mezquita Abdul-Qadir al-Gilani en Bagdad.

El presidente sirio, Bashar al-Assad, rezó en una mezquita en el barrio de Damasco de Daraya, que fue evacuado por los rebeldes y se rindió al control del gobierno el mes pasado, informó la prensa estatal.

En Asia, decenas de miles de personas abandonaron la capital de Bangladesh, Daca, en trenes y ferris abarrotados de gente que se dirigía a sus lugares de origen para celebrar la fiesta con su familia y amigos, mientras que en la capital indonesia, Yakarta, los musulmanes asistieron a las oraciones de la mañana.

La festividad también se celebra en África, con fieles en países como Somalia y Kenia asistiendo en masa a las oraciones, mientras que en Rusia, miles de musulmanes se reunieron para rezar en Moscú.

En Washington, el presidente Barack Obama reconoció las dificultades de los refugiados en todo el mundo en un saludo a los musulmanes por el día de Eid-al-Adha.

"Recordamos a los millones de refugiados en todo el mundo que pasan esta sagrada festividad separados de sus familias, inseguros de su futuro, pero esperando todavía un mañana más brillante", dijo el mandatario en un comunicado.

El mensaje agrega que Estados Unidos está comprometido a "recibir a los extranjeros con empatía y un corazón abierto, desde al refugiado que huye de tierras convulsionadas por la guerra al inmigrante que abandona su hogar en busca de una vida mejor".

Obama también dijo que esta fecha era una celebración de las formas en que la religión puede trascender las diferencias o fronteras y unir a la gente bajo los estandartes de la amistad y el amor.

Con información de Reuters

XS
SM
MD
LG