Enlaces para accesibilidad

Eric Holder duramente interpelado

  • Voz de América - Redacción

El secretario de Justicia respondió a fuertes preguntas sobre las escuchas telefónicas secretas que la agencia realizó a periodistas de AP.

El secretario de Justicia respondió a fuertes preguntas sobre las escuchas telefónicas secretas que la agencia realizó a periodistas de AP.

El Fiscal General de EE.UU. dice por qué el Departamento de Justicia vigiló en secreto registros telefónicos de la agencia de noticias AP pero se desvincula del escándalo.

El secretario de Justicia, Eric Holder, justificó este miércoles ante el Congreso la recopilación secreta de registros telefónicos da la agencia noticiosa AP debido a una grave filtración el año pasado en materia de seguridad nacional, hecho que ha desencadenado un escándalo por sus implicaciones con la libertad de prensa.

Según el también Fiscal General del país, lo sucedido con la AP respondió a un esfuerzo de las autoridades por determinar las fuentes de información de un artículo de mayo del 2012 que reveló detalles de una operación de la CIA en Yemen para frustrar un plan de al Qaeda, que planeaba hacer estallar una bomba en un avión por el aniversario de la muerte de Osama bin Laden.

Durante una audiencia en el Comité Judicial de la Cámara de Representantes, Holder fue duramente interpelado por congresistas republicanos, que se han declarado indignados ante la posibilidad de que funcionarios del gobierno hayan pasado a la prensa información clasificada con intención de favorecer al presidente Barack Obama en un año electoral.

Algunos legisladores se mostraron visiblemente molestos cuando se le pidieron explicaciones y Holder testificó que él se había separado de la investigación y que había sido el vicefiscal general, James Cole, quien tomó la decisión de recopilar los registros telefónicos de la AP.

“Yo tengo fe en las personas responsables de este caso, y ellos son conscientes de las leyes, y las cumplieron, pero no tengo bases fácticas para responder la pregunta hecha, yo me aparté del caso, y no sé qué ha pasado en este asunto”, precisó.

El congresista republicano James Sensenbrenner se quejó de que "no parece haber ninguna aceptación de responsabilidad (de parte del gobierno) por cosas que han salido mal", mientras que su correligionario Darrell Issa sostuvo un fuerte intercambio de palabras con Holder, a quien acusó de retener de manera deliberada información al Congreso y lo interrumpió repetidamente.

“No. Eso es lo que típicamente hace usted”—le replicó Holder—, quien a renglón seguido calificó la conducta del representante Issa de “inaceptable y bochornosa”.

El Fiscal General fue también blanco de duras preguntas sobre otros dos escándalos políticos que involucran al gobierno, uno relacionado con el ataque al consulado estadounidense en Bengasi (Libia) el año pasado y el otro con el reconocimiento por el IRS de que actuó de forma desmedida contra grupos políticos conservadores.

Muestre comentarios

XS
SM
MD
LG