Enlaces para accesibilidad

Tampa: alto relieve para esposa de Romney

  • Voz de América - Redacción

Ann Romney será la encargada de resaltar que además de ser un líder capaz su esposo es un inmejorable padre de familia.

Ann Romney será la encargada de resaltar que además de ser un líder capaz su esposo es un inmejorable padre de familia.

Ann Romney ocupa un lugar principal entre los oradores del martes, la primera jornada en la que la Convención Nacional Republicana echa a andar a toda máquina en Florida.

Teniendo como telón de fondo la estela de lluvia dejada por la tormenta tropical Isaac en el sur de Florida, la Convención Nacional Republicana echará a andar a toda máquina este martes, en una jornada en la que a la esposa del candidato Mitt Romney, Ann Romney, se le ha reservado un papel protagónico.

Para entonces Isaac ya podría haberse transformado en huracán muy cerca de la costa de Mississipi o Louisiana y estar acaparando una buena parte de la atención nacional casi siete años después de que el ciclón Katrina devastó la ciudad de New Orleans, razón por lo que la misión de la esposa del aspirante republicano a la Casa Blanca será doblemente difícil.

Ann Romney, madre de cinco hijos varones a la que se le atribuye una habilidad natural de conectarse con los auditorios, será la encargada de resaltar que además de ser un empresario exitoso y un líder capaz de sacar adelante a EE.UU., su esposo ha sido un marido ejemplar durante 43 años de matrimonio y un inmejorable padre de familia.

En esencia, el mensaje de Ann Romney el mismo día en que su esposo será elegido por los delegados de la Convención como candidato, tratará de hacer ver que Mitt Romney no es el millonario egoísta y fríamente calculador que sólo piensa en su riqueza personal y no en la de su país, que es la imagen con que suelen presentarlo los estrategas de la campaña demócrata.

Fuentes del Partido Republicano dijeron que la víspera tanto Romney como su esposa estuvieron ensayando cada cual sus respectivos discursos en el auditorio de una escuela secundaria superior en New Hampshire.

El discurso de Ann Romney adquiere mayor importancia aún después de que la imagen de los republicanos sufrió a causa del candidato a senador Todd Akin y su desafortunada frase, refiriéndose al aborto, de “violación legítima”.

Romney y otros líderes del partido le salieron al paso a esas declaraciones y pidieron a Akin que renunciara a sus aspiraciones políticas, a lo que éste se negó, y aunque se disculpó por lo que dijo, los demócratas se han aprovechado grandemente de sus palabras y han dicho que son una prueba más de que los republicanos están en “guerra” contra las mujeres.

A poco más de dos meses de las elecciones del 6 de noviembre, una encuesta del diario The Washington Post y ABC News indicó este lunes que el presidente Barack Obama y su rival están cada vez más parejos en las preferencias de los votantes, y concedió a Romney una ventaja de 47 a 46 por ciento.

Sin embargo, de acuerdo con los sondeos, Obama sigue llevándole la delantera a Romney no sólo entre los electores de origen hispano, sino también entre las mujeres.

Muestre comentarios

XS
SM
MD
LG