Enlaces para accesibilidad

Libia puede perjudicar a Obama


Algunos congresistas temen que la situación en Libia se repita con otros países.

Algunos congresistas temen que la situación en Libia se repita con otros países.

Una nueva encuesta revela que la popularidad del presidente podría sufrir como consecuencia del conflicto libio.

Un sondeo de opinión pública ha revelado que la mayoría de los estadounidenses se opone a que EE.UU. se involucre militarmente en Libia, lo que podría ocasionarle complicaciones futuras al presidente Barack Obama.

De acuerdo con la encuesta, realizada por la Universidad de Quinnipiac, en Connecticut, los estadounidenses rechazan la idea de que el país tome parte en las operaciones militares en Libia por un margen de 47 a 41 por ciento.

Eso a pesar de que el 65 por ciento de los encuestados dijo estar a favor del uso de la fuerza para proteger a los civiles libios y de que el sondeo se llevó a cabo mayormente antes del discurso en el que Obama anunció que EE.UU. transfería el comando militar en Libia a la OTAN.

El encuestador Peter Brown dijo a la Voz de América que los resultados del sondeo hacen ver que el presidente tendrá que seguir haciéndose de apoyo para cualquier participación de EE.UU. en el conflicto de Libia. “En pocas palabras, los estadounidenses están escépticos”, señaló.

Con eso en mente, Obama ha estado explicando de manera profusa esta semana la necesidad de que EE.UU y la comunidad internacional hayan intervenido en ese país, incluso en un discurso el martes en Nueva York. “En Libia, estamos mostrando lo que es posible cuando recurrimos a nuestro valor y cuando cumplimos nuestras responsabilidades”, dijo el presidente.

Según Brown, la opinión pública estadounidense da la impresión de estar fatigada de las guerras, como resultado de los compromisos militares de EE.UU en Afganistán e Irak.

“No tengo dudas de que los compromisos en Afganistán, en Irak, y ahora en Libia han hecho que muchos estadounidenses se pregunten la prudencia de estas políticas”, señaló Brown.

La reacción en el Congreso ha sido diversa. Algunos republicanos quieren que Obama ejerza más presión para forzar la salida de Moammar Gadhafi, aun cuando el presidente ha insistido en que ese no es el objetivo de la coalición internacional que estableció la zona de exclusión aérea sobre Libia.

Pero otros como la congresista por Minnesota Michele Bachmann han declarado que la decisión de emplear la fuerza por motivos humanitarios en Libia podría abrir la puerta a situaciones similares en un sinnúmero de países que encaran revueltas civiles.

“Esa sería la base para que EE.UU. se involucre en un país tras otro. No creo que eso favorezca los intereses de la nación”, dijo Bachmann.

La mayoría de los demócratas han respaldado al presidente en el tema, pero algunos pocos como el representante por Ohio Dennis Kucinich se han opuesto. “Las cosas se caen a pedazos en casa, mientras andamos buscando en el mundo qué dragones matar”, dijo Kucinich.

XS
SM
MD
LG