Enlaces para accesibilidad

Proyecto de reforma migratoria ya tiene fecha

  • Voz de América - Redacción

El senador John McCain, uno de los miembros de la Pandilla de los Ocho, explica a sus constituyentes la reforma migratoria.

El senador John McCain, uno de los miembros de la Pandilla de los Ocho, explica a sus constituyentes la reforma migratoria.

La “Pandilla de los ocho”, el grupo bipartidista del Senado que analiza la reforma migratoria, está a punto de llegar a un acuerdo y aseguran que cumplirán con la fecha prometida.

La “Pandilla de los ocho”, el grupo bipartidista del Senado que analiza la reforma migratoria, está a punto de llegar a un acuerdo en el anteproyecto de ley y aclararon que sí estará listo para el 31 de marzo.

Luego que el presidente del Comité Judicial del Senado, Patrick Leahy (demócrata de Vertmont), criticó la lentitud con la que trabajaba el también llamado "Grupo de los 8", la oficina del líder del Senado, Harry Reid salió al frente y reiteró que sí cumplirán con la meta de tener lista la pieza legislativa para fin de mes.

José Parra, vocero del senador Harry Reid además indicó que el proyecto de ley sería presentado cuando regresen al Congreso después del receso de primavera.
"Aproximadamente el 90% de los temas están resueltos, incluida la vía para la ciudadanía", dijo el senador demócrata Chuck Schumer, uno de los líderes del grupo, en declaraciones a medios hispanos. Aseguró que estaba dedicando "más tiempo a este tema que a cualquier otro".

"Estamos lidiando con un creciente número de temas, en realidad es así, pero pensamos que estamos logrando avances", dijo el senador republicano John McCain, que también es parte del grupo. "Algunos de estos temas son complicados".

El proyecto de ley pondría a los inmigrantes no autorizados en un proceso de espera de 13 años para lograr la ciudadanía, impondría un nuevo criterio sobre la seguridad fronteriza, permitiría el ingreso a Estados Unidos de más trabajadores de alto nivel de capacitación y de otros no especializados, a la vez que obligaría a los negocios a mantener altos estándares para la verificación del estatus de su personal a fin de saber si residen legalmente en el país.

Las principales áreas de desacuerdo tienen que ver más con la inmigración legal que con la no autorizada. Un ejemplo es un programa propuesto para que lleguen al país trabajadores a cubrir puestos no especializados, tema que está siendo negociado con la Cámara de Comercio de Estados Unidos y con la poderosa confederación sindical AFL-CIO.
XS
SM
MD
LG