Enlaces para accesibilidad

Michelle Obama: "Esto no es algo que podemos ignorar"

  • AP

"No puedo dejar de pensar en esto. Me ha estremecido hasta el fondo de una manera que nunca imaginé", dijo la primera dama.

"No puedo dejar de pensar en esto. Me ha estremecido hasta el fondo de una manera que nunca imaginé", dijo la primera dama.

Durante un discurso de campaña en New Hampshire para la nominada demócrata Hillary Clinton, la señora Obama calificó los comentarios de Trump como "ofensivos y degradantes".

La primera dama de Estados Unidos, Michelle Obama, dijo el martes que los comentarios que el nominado republicano a la presidencia Donald Trump hizo en 2005 donde se ufana de asaltar a mujeres porque es famoso, la han estremecido profundamente.

Durante un discurso de campaña en New Hampshire para la nominada demócrata Hillary Clinton, la señora Obama calificó los comentarios de Trump como "ofensivos y degradantes", y rechazó las afirmaciones del magnate de que simplemente eran "comentarios que los hombres hacen en los vestidores de gimnasios", señalando que eran una afrenta para todas las mujeres, padres y todos los ciudadanos de Estados Unidos.

"No puedo dejar de pensar en esto. Me ha estremecido hasta el fondo de una manera que nunca imaginé", dijo la primera dama. "De manera que aunque nada me encantaría más que pretender que esto no está pasando y venir aquí y dar mi discurso normal de campaña, sería deshonesto e insincero hacer como si nada pasara, como si todo esto fuera una pesadilla. Esto no es algo que podemos ignorar"

Michelle Obama dijo que los comentarios de Trump son parte de una larga historia de degradar a las mujeres.

"Tenemos un candidato a presidente de Estados Unidos que a lo largo de su vida, a lo largo de su campaña, ha dicho cosas sobre mujeres que son chocantes, degradantes", dijo.

"Yo, sencillamente no repetiré nada de ello ahora. La semana pasada, de hecho vimos a este candidato ufanándose de asaltar sexualmente a mujeres. No puedo creer que estoy diciendo eso, un candidato a presidente de Estados Unidos ufanándose de asaltar sexualmente a mujeres", agregó Michelle Obama.

La primera dama de Estados Unidos añadió que los comentarios están reviviendo en las mujeres dolorosos recuerdos de acoso en sus oficinas o asaltos sexuales.

"La verdad es que duele, duele", afirmó. "Es como esa horrible y estremecedora sensación que se tiene cuando uno está caminando por la calle...y un hombre te grita palabras vulgares sobre tu cuerpo, o cuando ves a un tipo en tu trabajo que se te acerca demasiado, te mira demasiado y te hace sentir incómoda en tu propia piel", agregó mientras la multitud se quedaba callada.

Sin mencionar a su esposo, el presidente Barak Obama, la primera dama dijo que los comentarios de Trump no reflejaban cómo los hombres en su familia hablaban sobre las mujeres. "Puedo asegurarles que los hombres en mi vida no hablan sobre las mujeres de esta manera. Sé que mi familia no es fuera de lo común", añadió. "Ellos son padres amorosos a quienes les da asco pensar que sus hijas son expuestas a este tipo de lenguaje depravado sobre las mujeres", dijo Obama.

Los comentarios de la primera dama son unos de los más fuertes en una semana en la que decenas de líderes de republicanos abandonaron a Trump, después de que se diera a conocer el video en el que se escucha al nominado republicano ufanándose de cómo su fama le permite "hacer lo que sea" a las mujeres.

La senadora Kelly Ayotte, republicana por New Hampshire, quien libra una reñida campaña por la reelección, dijo el fin de semana que ya no votará por él.

Trump ha tratado de restar importancia a los comentarios, insistiendo en que eran solo "comentarios que los hombres hacen en los vestidores de los gimnasios" y que él nunca hizo las cosas que dice en la grabación.

Desde entonces, el New York Times y el Palm Beach Post han publicado historias sobre tres mujeres que afirman que Trump las tocó inapropiadamente. Separadamente, una periodista de la revista People escribió una historia en primera persona donde afirma que fue atacada por Trump cuando fue a entrevistar al magnate y a su tercera esposa Melania Trump.

El candidato republicano desmiente todas las acusaciones.

Muestre comentarios

XS
SM
MD
LG