Enlaces para accesibilidad

Precios del petróleo hacen estragos


Un portaaviones francés patrulla la costa de Libia, donde el conflicto ha desatado el pánico en los mercados.

Un portaaviones francés patrulla la costa de Libia, donde el conflicto ha desatado el pánico en los mercados.

El barril de crudo ha subido casi 20 por ciento en lo que va de año y la economía mundial ha empezado a pagar las consecuencias.

La Agencia Internacional de Energía (AIE) dijo que los crecientes precios del petróleo, que en lo que va de año ya subieron casi 20 por ciento, han comenzado a perjudicar la recuperación de la economía mundial.

Según la AIE, existen “riesgos reales” de que los actuales precios del barril de crudo por encima de los $100 dólares sean “incompatibles” con la expansión de la economía global.

La demanda de petróleo en los primeros meses del año siguió creciendo, pero no de manera tan rápida como lo hizo a fines de 2010, por lo que la agencia dijo ver señales de que los altos precios la están deprimiendo.

La AIE señaló que los propios exagerados precios del crudo podrían ser el remedio de la situación, ya que el desplome de la demanda podría definitivamente hacerlos caer.

El petróleo ha subido tanto que el barril alcanzó su valor máximo en dos años y medio para situarse en el mercado de Londres por encima de $124 dólares y en Nueva York por arriba de $109.

La rebelión en Libia, cuya producción de 1,6 millones de barriles diarios se paralizó, ha desatado el pánico en los mercados respecto al futuro de los suministros.

El encarecimiento del crudo podría tener un impacto muy negativo sobre todo en EE.UU., la mayor economía del mundo, donde el precio promedio de la gasolina regular se acerca a los $4 dólares el galón, y en lugares del oeste del país ya vale más.

La cuenta es sencilla: cuando la gente paga más por el combustible compra menos productos, lo que es sumamente perjudicial para una economía como la de EE.UU., cuyo 70 por ciento depende de lo que gastan los consumidores.

XS
SM
MD
LG