Enlaces para accesibilidad

Preocupa a EE.UU. petróleo en Cuba

  • Voz de América - Redacción

La plataforma china Scarabeo 9 será utilizada por Cuba en perforaciones a gran profundidad.

La plataforma china Scarabeo 9 será utilizada por Cuba en perforaciones a gran profundidad.

Expertos estadounidenses quieren asegurarse de que no se repita en la isla un catastrófico derrame como el del año pasado en el Golfo de México.

Cuando el gobierno cubano está punto de iniciar perforaciones petroleras submarinas a profundidad en aguas del Golfo de México, las autoridades estadounidenses en la Florida no ocultan su creciente preocupación.

Sólo falta el arribo a la isla, al parecer inminente, de una plataforma china, la Scarabeo 9, que perforará el lecho marino en aguas territoriales cubanas pero a sólo un centenar de kilómetros de los cayos de la Florida, donde las prospecciones petroleras están prohibidas por ley.

Geólogos estadounidenses estiman que las reservas cubanas de petróleo en el mar serían de unos 5.000 millones de barriles, aunque expertos de la isla las calculan en una cantidad cuatro veces superior.

Tras haber explorado y hecho pruebas, la firma petrolera española Repsol decidió utilizar la Scarabeo 9 en una zona frente a la costa noroccidental de la isla, donde las perforaciones darían inicio en noviembre próximo a más de 5.500 pies de profundidad.

A las autoridades estadounidenses les preocupa la complejidad y los riesgos de la operación, a una profundidad mayor que la que tenía el pozo que se accidentó el año pasado frente a la costa de Louisiana y que derramó al mar cinco millones de barriles de crudo.

Los temores de que ocurra un desastre igual o peor hicieron que la semana pasada una delegación de expertos estadounidenses viajara a La Habana a fin de conocer en detalle los planes de la isla y explorar qué podría hacerse en términos de seguridad y prevención.

La delegación estuvo integrada entre otros especialistas por William Reilly, que copresidió la comisión encargada de investigar el derrame del año pasado en aguas del Golfo, quien dijo que no hay forma de desinteresarse de que Cuba vaya a perforar unos seis pozos en los próximos dos años en sitios donde de ser en aguas de EE.UU. no estaría permitido hacerlo.

La presidenta de la Comisión de Relaciones Exteriores de la Cámara de Representantes de EE.UU., la cubanoamericana Ileana Ros-Lehtinen, criticó la visita de la delegación mientras que otros legisladores estadounidenses han instado a tomar medidas contra la firma Repsol.

Uno de los integrantes de la delegación de expertos, Lee Hunt, presidente de la Asociación Internacional de Contratistas en Perforación, radicada en Houston, dijo que aunque funcionarios cubanos administrarán las operaciones de la plataforma los que llevaran a cabo las perforaciones serán ingenieros y operarios extranjeros experimentados.

XS
SM
MD
LG