Enlaces para accesibilidad

EE.UU. ausente en reuniones de la CIDH sobre inmigración


Miembros de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos de la OEA, se reunieron en Washington para tratar el impacto de las órdenes de restricción de viajes de la administración Trump y el asilo a refugiados en la frontera con México. Estados Unidos declinó asistir a las audiencias. Foto: CIDH Flickr

Reuters

Representantes del gobierno estadounidense declinaron asistir a importantes reuniones de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), en la OEA el martes, citando las "batallas legales" por las órdenes ejecutivas del presidente Donald Trump para prohibir el ingreso de refugiados y viajeros de países de mayoría musulmana, informaron autoridades de varios organismos.

Las audiencias de la CIDH habían sido convocadas para preguntar a los funcionarios estadounidenses sobre el impacto de las órdenes del presidente Trump, que han sido suspendidas por las cortes, informó la Unión de Libertades Civiles de EE.UU., ACLU por sus siglas en inglés, organismo que también participaba de la reunión.

La CIDH es parte de la Organización de los Estados Americanos, OEA, y es una de las importantes organizaciones de derechos humanos que ha afrontado temas como la tortura, asesinatos y desapariciones en todo el continente americano por casi sesenta años.

En las audiencias, Jamil Dakwar, director del Programa de DD.HH. en ACLU, calificó la ausencia de la delegación estadounidense como "una muestra sin precedentes de irrespeto a la comunidad internacional".

"Negarse a hablar con la comisión es una política aislacionista que refleja el comportamiento de regímenes autoritarios y solo servirá para envalentonarlos", dijo Dakwar en un comunicado.

"Esta es solo otra señal preocupante de que la administración Trump no solo está lanzando un asalto a los derechos humanos dentro del país sino que también está tratando de socavar a los organismos internacionales encargados de hacer responsables a los gobiernos abusivos".

La respuesta de EE.UU.

En el Departamento de Estado, el vocero Mark Toner dijo que Estados Unidos tiene "tremendo respeto" por la CIDH, pero que avisó al grupo de derechos humanos que no podía asistir a las audiencias del martes en Washington.

"No es apropiado que Estados Unidos participe en esas audiencias mientras esos asuntos están ante las cortes" de la nación dijo Toner en un correo electrónico a la Fundación Thompson-Reuters.

El presidente Trump emitió una orden revisada de restricción de viajes el 6 de marzo, por la que ordena la prohibición temporal de ingreso de refugiados y viajeros de seis países de mayoría musulmana, citando como razón la seguridad nacional. Pero la orden ha sido parcialmente suspendida por dos jueces federales, en los más recientes fracasos legales de la administración para restringir los viajes a Estados Unidos.

La orden busca prohibir el ingreso de ciudadanos de Irán, Libia, Siria, Somalia, Sudán y Yemen por 90 días, y bloquear el ingreso de refugiados por 120 días.

La orden original, emitida en enero, incluía a Irak entre el grupo de naciones afectadas por las restricciones. Esa orden causó caos en los aeropuertos y generó masivas protestas en ciudades de Estados Unidos.

Las audiencias de la CIDH también intentaban hablar sobre las políticas de Estados Unidos que afectan a los migrantes que buscan asilo en la frontera con México, dijo la ACLU.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG