Enlaces para accesibilidad

Michelle Obama: ¡A moverse!

  • Voz de América - Redacción

La Primera Dama, Michelle Obama, presentó el plan en Chicago en compañía de la Alianza Americana para la salud, Educación Física, Recreación y Danza.

La Primera Dama, Michelle Obama, presentó el plan en Chicago en compañía de la Alianza Americana para la salud, Educación Física, Recreación y Danza.

La Primera Dama de los Estados Unidos fortalece el plan ideado por ella en 2010 para combatir el sedentarismo y la obesidad.

Mientras el índice de obesidad infantil en Estados Unidos sigue aumentando, la primera dama Michelle Obama ha lanzado un nuevo programa de 150 millones de dólares para estimular una mayor actividad física en las escuelas estadounidenses.

Uno de cada tres niños tiene problemas de sobrepeso o ya es obeso, pero es más grave en las comunidades afroamericanas e hispanas en donde el 40 % de los menores presenta dificultades con el peso.

“Al fin y al cabo, para mí, como Primera Dama, esto no es un tema solo relacionado con política pública. Esta es mi pasión, mi misión. Me he comprometido a trabajar con todas las personas a lo largo y ancho de este país para lograr que una generación de niños cambie su manera de pensar acerca de la comida y la actividad física”, dijo la primera dama de Estados Unidos, Michelle Obama, en Chicago.

La obesidad en los niños puede generar un mayor riesgo de complicaciones en la salud como diabetes, enfermedades del corazón, hipertensión, cáncer y asma.

¡A moverse! es un programa integral, creado por la Primera Dama. “De esta manera, los niños que nacen hoy crecerán más sanos y estarán en mejores condiciones para ir en pos de sus sueños. Obviamente, este objetivo es muy ambicioso, pero con su ayuda podremos lograrlo”, expreso la señora Obama.

La idea del gobierno es incluir 50 mil escuelas en todo Estados Unidos en los próximos cinco años. Se logró la participación en el programa de la multinacional NIKE con una inversión de $50 millones de dólares.

Una hora de actividad física antes y después de las sesiones escolares, son parte del plan, así como la creación de entornos activos para el disfrute de estas actividades.

"Con cada año que pasa, en las escuelas se siente que se está poniendo más difícil encontrar el tiempo, el dinero, y la voluntad de ayudar a nuestros niños a ser activos. Pero el hecho de que es difícil no quiere decir que debamos dejar de intentarlo – lo que significa que debemos esforzarnos más", dijo la Primera Dama.
XS
SM
MD
LG