Enlaces para accesibilidad

Termina emergencia por ébola en Dallas

  • Voz de América - Redacción

Una persona mira por la ventana del apartamento donde vivió Thomas Eric Duncan, el epicentro del brote de ébola en Dallas.

Una persona mira por la ventana del apartamento donde vivió Thomas Eric Duncan, el epicentro del brote de ébola en Dallas.

La última persona en ser monitoreada fue una trabajadora del hospital que manejó los deshechos médicos el 17 de octubre

El brote de ébola en Dallas, Texas que preocupó a Estados Unidos entero durante más de un mes habrá terminado oficialmente este viernes cuando se acabe el período de monitoreo de casi 200 personas que en algún momento tuvieron contacto con potenciales portadores del virus.

La emergencia comenzó el 30 de septiembre cuando el liberiano Thomas Eric Duncan fue diagnosticado con la enfermedad en el Hospital Presbiteriano de Texas en Dallas. Duncan había viajado a Liberia y días después de su regreso desarrolló los síntomas del ébola.

El paciente murió el 8 de octubre, convirtiéndose en la primera y única víctima mortal hasta ahora de la enfermedad, pero en las siguientes dos semanas dos enfermeras que participaron en su tratamiento –Nina Pham y Amber Vinson—dieron positivo al virus.

Si bien las dos trabajadoras ya se han recuperado y declaradas libres de ébola, el monitoreo de sus contactos, familiares y del personal hospitalario que intervino en el tratamiento de las tres víctimas continuó por 21 días más.

El monitoreo consistió en la toma de temperatura dos veces diarias ya que una fiebre superior a los 101.5 grados Farenheit hubiera sido considerada como posible resultado de infección.

La última persona en ser monitoreada fue una trabajadora del hospital que manejó los deshechos médicos el 17 de octubre. Otras 26 personas han sido pronunciadas saludables desde el miércoles.

XS
SM
MD
LG