Enlaces para accesibilidad

EE.UU. celebra Acción de Gracias

  • Voz de América - Redacción

Muchos estadounidenses siguen la tradición de compartir una comida de Acción de Gracias.

Muchos estadounidenses siguen la tradición de compartir una comida de Acción de Gracias.

El Día de Acción de Gracias es una tradición heredada de los peregrinos o primeros colonizadores. Descubra un poco más de la historia de este feriado nacional en Estados Unidos.

Muchas personas conocen la historia del primer Día de Acción de Gracias en que los peregrinos llegaron a EEUU desde Europa, huyendo de la persecución religiosa, celebrado en 1621.

Pero lo que no se sabe es que ese no fue el primer festival en su tipo en Norteamérica. Mucho antes de que los europeos llegaran al continente americano, los pueblos nativos indígenas celebraban la buena cosecha con bailes y rituales como la “Danza del Maíz Verde” de los indios Cherokees.

El primer servicio de Thanksgiving o Acción de Gracias que se conoce lo realizaron los europeos en Norteamérica y ocurrió el 27 de mayo de 1578, en Newfoundland, aunque se cree que antes de ello los conquistadores españoles llegados a Florida, posiblemente realizaron otros servicios religiosos.

Sin embargo, para la Nueva Inglaterra Británica, algunos historiadores creen que la Colonia Popham, en Maine, llevó a cabo un servicio de Acción de Gracias en 1607. Ese mismo año, los colonizadores de Jamestown, en lo que ahora es Virginia, dieron gracias por haber llegado sin problemas, y otro servicio se realizó en 1610 cuando un barco con suministros llegó a la colonia tras un fuerte invierno.

No obstante, unos años después, una revuelta indígena puso fin a las celebración. Por lo tanto, se deduce que los colonizadores británicos realizaron varios servicios de Acción de Gracias en Estados Unidos antes de la celebración de los peregrinos en 1621.

Los peregrinos, debido a un rechazo puritano a las demostraciones públicas de religiosidad, realizaron una fiesta no religiosa de Acción de Gracias, donde hubo unas palabras de agradecimiento por las bondades recibidas. De hecho, parece ser que la fiesta duró tres días, donde hubo juegos y se bebió licor.

En 1623, los peregrinos de la Plantación Plymouth, en lo que ahora es Massachusetts, celebraron otro día de Acción de Gracias. Como una sequía estaba destruyendo sus sembríos, los colonos, rezaron e hicieron ayuno, pidiendo alivio al Creador, y la lluvia llegó pocos días más tarde. Unos días después, el capitán Miles Standish llegó con abastecimientos y la noticia de que un barco holandés con suministros estaba en camino.

Por todas estas buenas noticias, los colonos celebraron un día de Acción de Gracias y plegaria el 30 de junio. Este festival, celebrado en 1623, parece ser el origen del llamado Día de Acción de Gracias o Thanksgiving Day, porque combinó una celebración social con una religiosa.

Los festivales de Thanksgiving se realizaron esporádicamente a nivel local por 150 años. Generalmente eran celebraciones de la cosecha de otoño. Pero en 1789, Elias Boudinot, un legislador del Congreso de Massachusetts propuso que se celebre un Día de Acción de Gracias para agradecer a Dios por dar a los estadounidenses la oportunidad de crear una Constitución para preservar las libertades tan duramente ganadas.

Una Comisión Conjunta del Congreso aprobó la moción e informó al presidente George Washington. El 3 de octubre de 1789, el presidente proclamó que el pueblo de Estados Unidos debía observar “un día público de acción de gracias y plegaria”, el jueves 26 de noviembre.

Los siguientes tres presidente, proclamaron, a lo sumo dos días de acción de gracias durante sus mandatos, pero la mayor parte del crédito por el establecimiento del feriado de Acción de Gracias, debe darse a Sara Josepha Hale, editora de la revista Ladies Magazine y del Godey’s Lady’s Book. Hale empezó a hacer campaña por la celebración en 1827 incluyendo artículos en ambas publicaciones. Adicionalmente ella incluyó historias, recetas y escribió decenas de cartas a gobernadores, senadores y presidente.

Finalmente, luego de 36 años de cruzada, Hale ganó la batalla, y el 3 de octubre de 1863, animado por la victoria de la Unión en Gettysburg, el presidente Lincoln proclamó que el 26 de noviembre sería el día nacional de Acción de Gracias, que se debía celebrar anualmente el cuarto jueves de noviembre.

En 1941, el Congreso emitió una resolución conjunta en la que oficialmente fijó el cuarto jueves de noviembre como el feriado nacional de Thanksgiving.

Actualmente, el Día de Acción de Gracias, es un momento para que las familias se reúnan, y muchas iglesias ofrecen servicios especiales. De modo que, hay que agradecer a los indígenas nativos americanos y a los inmigrantes por la oportunidad de celebrar un Día de Acción de Gracias.

Muestre comentarios

XS
SM
MD
LG