Enlaces para accesibilidad

Fiscalía surcoreana pide detener a expresidenta Park

  • Voz de América - Redacción

La expresidenta Park Geun-hye, sale de la oficina de la Fiscalía, que ahora busca su detención.

La fiscalía de Corea del Sur anunció el lunes su intención de detener a la destituida expresidenta Park Geun-hye por acusaciones de corrupción que provocaron un gran escándalo político y provocaron su salida del poder.

Park fue destituida tras ser acusada de conspirar junto a su amiga Choi Soon-sil y con uno de los principales asesores presidenciales para presionar a 16 grupos empresariales, entre los que está Samsung, para que donasen 77.400 millones de wones (69 millones de dólares) a dos organizaciones sin ánimo de lucro controladas por Choi y que usaba para beneficio personal.

La medida llega después de que los fiscales interrogaran a Park durante 14 horas la semana pasada por sospechas de que conspiró con una confidente, ahora encarcelada, para extorsionar a empresas y de que cometió otras faltas durante su mandato.

Una oficina de la fiscalía de Seúl dijo en un comunicado que busca que un tribunal local emita una orden de arresto contra Park.

“El caso es muy grave porque los sospechosos han mostrado acciones de abuso de poder, como el cobrar sobornos de compañías usando la posición de poder y autoridad de la presidenta, violando la libertad de los gerentes de las compañías y filtrando importantes secretos oficiales”, dice el comunicado.

La Corte Central de Distrito de Seúl celebrará una vista el jueves para decidir sobre la petición. Se espera que el tribunal pida a Park que asista a la audiencia y la decisión sobre su futuro podría anunciarse el viernes, según funcionarios judiciales.

La detención es el próximo paso antes de que Park pueda ser acusada formalmente por delitos como extorsión, soborno y abuso de poder. En Corea del Sur, solo la condena de soborno podría acarrear una pena de cadena perpetua.

Park negó haber cometido delito alguno.

Aunque la corte rechace la petición, la fiscalía podría mantener la acusación.

Analistas políticos señalaron que la detención de Park podría avivar las tensiones y crearía una reacción negativa de sus seguidores conservadores antes de las elecciones de mayo, de las que saldrá su sucesor.

Mientras ocupó la presidencia, Park tuvo inmunidad presidencial y se negó a reunirse con los fiscales.

Park se ha disculpado por confiar en Choi, pero dijo que solo le permitió editar algunos de sus discursos presidenciales y que proporcionó ayuda en "relaciones públicas" a la presidencia.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG