Enlaces para accesibilidad

Descubren causa de epidemia infantil en Camboya

  • Voz de América - Redacción

64 niños han muerto en los últimos días debido a la epidemia, cuya causa era hasta ahora desconocida. Los infantes han sido atendidos en los hospitales infantiles Kantha Bopha de Phnom Penh, y sólo dos han sobrevivido.

64 niños han muerto en los últimos días debido a la epidemia, cuya causa era hasta ahora desconocida. Los infantes han sido atendidos en los hospitales infantiles Kantha Bopha de Phnom Penh, y sólo dos han sobrevivido.

La OMS y el Ministerio de Salud del país concluyeron que las muertes de 64 niños fueron causadas por una combinación de patógenos. El uso de esteroides pudo haber agravado sus síntomas

La misteriosa enfermedad que en las últimas semanas cobró la vida de 64 niños camboyanos y a la que sólo sobrevivieron dos ellos, ya ha sido descubierta.

Según un grupo de médicos envueltos en la investigación que hablaron con la cadena CNN, la Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Ministerio de Sanidad de Camboya han identificado la causa de este fulminante brote neurológico: una combinación de patógenos. Los síntomas de fiebre y problemas respiratorios pudieron agravarse, además, por la utilización inadecuada de esteroides.

Los patógenos identificados incluyen el enterovirus 71, Streptococcus suis y el dengue, según las fuentes médicas. La aparición de este último virus es habitual durante la temporada de lluvias en Camboya (de mayo a octubre), en la que se transmite a través de los mosquitos.

El contacto con ellos se produce cuando la población, en su recogida de agua potable a través de la lluvia, la coloca en depósitos, donde los mosquitos tienen sus criaderos.

El Streptococcus suis, por su parte, es responsable de enfermedades como la meningitis bacteriana en las personas que están en contacto cercano con cerdos o derivados de su carne. El EV71 causa resfríos, diarreas y llagas en manos, pies y boca; y si se trata de un caso grave, acumulación de líquido en el cerebro y poliomielitis, lo que puede causar parálisis y un fallecimiento posterior.

La identificación de este último virus, cuyo último brote en el Pacífico se dio en 2008, entre los patógenos no es demasiado alentadora, pues hasta la fecha no se ha encontrado vacuna para sanar las infecciones que el EV71 genera.

El fulminante brote, que comenzó el pasado 29 de mayo, no ha registrado nuevos casos desde el sábado 7 de julio, según el doctor Beat Richner, director de los hospitales infantiles Kantha Bopha.

Se espera que la OMS asesore a los trabajadores de la salud para evitar el uso de esteroides y prevenir el empeoramiento de los síntomas (infección, fiebre alta, encefalitis y problemas respiratorios).
XS
SM
MD
LG