Enlaces para accesibilidad

Debate de la deuda en Washington

  • Voz de América - Redacción

Personas consultadas por la VOA dijeron que les preocupa que recorten programas de ayuda social y educativos.

Fueron días cruciales en el Capitolio, inmerso en un enfrentamiento político que culminó con la aprobación en las dos cámaras del proyecto que permite aumentar el techo de la deuda de Estados Unidos.

En cuestión de horas se cumplía el plazo fijado por el Tesoro estadounidense para llegar a este acuerdo antes de que el país cayera en cesación de pagos. Ahora los legisladores pueden respirar en paz, aunque muchos –republicanos y demócratas por igual- tienen sus reservas respecto al proyecto.

En las calles de la capital, el debate es igual de efervescente entre muchos ciudadanos y visitantes: su preocupación no termina con la firma del proyecto de ley, también esperan ver cómo el gobierno logrará encauzar la economía del país norteamericano.

Algunas personas consultadas por la Voz de América coincidieron en que su mayor temor es que recorten los programas de ayuda social y la educación, afectando a las poblaciones más vulnerables.

La enfermera Awildina Figueroa, como muchas otras personas, está pendiente de saber si los recortes eventualmente podrían afectar los programas del Seguro Social y Medicare y Medicaid, aunque el gobierno descarte esa opción por ahora.

“Si fuesen a cortar algo, lo que más se vería afectado seria el Medicare y Medicaid, el servicio de salud hacia la población, no es conveniente que nuestros ancianos se encuentren en estos momentos en una indecisión como se encuentran ellos ahora”, manifestó.

Consolación Pedrera Salguero, doctora en Biología, coincidió en que la población más vulnerable no debería verse afectada por los recortes cuando son los países los que gastaron más de lo que deberían: “Los países han gastado una excesiva cantidad de dinero, ahora no tienen dinero para los servicios básicos. Y lo importante es que saquen el dinero de donde sea, que no dejen en el desahucio a la población o a parte de esa población”.

Ana Lucia Carbajal, de Great Falls Virginia, pidió por su parte que Washington deje la politiquería de lado para sacar al país adelante. “La deuda…Eso es lo que le vamos a dejar de herencia a los hijos y nietos, entonces pues es grave”.

“Creo que estamos en un estado de emergencia, entonces algo tienen que hacer…Parques y recreación pues hasta se sobrevive, pero la educación sí me parece gravísima porque es el futuro de la nación lo que están cortando”, concluyó.

Otras personas consultadas temen que lo que ocurra en Estados Unidos afecte a todo el continente. “Me parece muy preocupante en general para toda América, la situación económica en la que está ahorita Estados Unidos”, dijo Sandra Zapata, una médica colombiana de visita en Washington.

“Espero que la resuelvan pronto, por el beneficio de todos nosotros. Porque todos los países que nos vemos más pobres, aparentemente, nos preocupa que un país tan importante para nosotros, que nos respalda en muchas cosas, haga una manifestación de un problema económico tan severo”, aseguró.

XS
SM
MD
LG