Enlaces para accesibilidad

EE.UU. flexibiliza embargo a Cuba

  • Voz de América - Redacción

El límite de las remesas también será aumentado de $2.000 dólares al año a $8.000.

El límite de las remesas también será aumentado de $2.000 dólares al año a $8.000.

El gobierno estadounidense comienza a desmantelar décadas de restricciones comerciales sobre Cuba, permitiendo el comercio, las visitas y mayores remesas.

El gobierno del presidente Barack Obama relajó las restricciones para comerciar e invertir en Cuba, abriendo el acceso a la isla a los sectores de telecomunicaciones, construcción y servicios financieros.

Otras medidas

  • Los viajeros a Cuba podrán utilizar tarjetas de crédito y débito en Cuba.
  • Los estadounidenses que viajen a Cuba podrán importar hasta 400 dólares en productos cubanos, de los que solo 100 dólares se destinaran a tabaco y alcohol.
  • Apoyo a pequeños negocios, enfatizando en la producción agrícola y el sector de servicios.
  • Licencia especial para el ingreso a Estados Unidos de buques extranjeros después de participar en ciertos intercambios con Cuba.
  • Autorización para ciertos proyectos de micro financiación y formación empresarial y de negocios, tanto en empresas privadas como operaciones agrícolas.

Las nuevas reglas también abren la posibilidad de más turismo y hasta de permitir la entrada a Estados Unidos de pequeñas cantidades de cigarros cubanos, prohibidos por más de media década. No obstante, la Casa Blanca sostuvo con los ajustes son limitados.

"El anuncio realizado por el Departamento de Comercio y Tesoro sobre las regulaciones con Cuba son una especie de indicativo de que el presidente Obama quiere principalmente normalizar las relaciones con Cuba permitiendo mayor comercio y aumentado el número de viajeros a ese país. Sin embargo, hay límites sobre lo que el presidente puede hacer en esa relación, utilizando su autoridad ejecutiva", dijo el portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest.

Las nuevas normas, que entrarán en efecto el viernes, representan las primeras medidas concretas para implementar la decisión de restaurar los vínculos diplomáticos entre los dos países y relajar el embargo económico.

Puntualmente las empresas estadounidenses podrán exportar teléfonos móviles, televisiones, memorias de computadora, medios para grabar datos, computadoras y programas.

A los estadounidenses se les permitirá viajar a Cuba para visitar familiares, hacer negocios, hacer labores de periodismo, investigación, religión y otras que entran dentro de una licencia general, aunque continúa la prohibición para quienes simplemente buscan hacer turismo.

El límite de las remesas también es aumentado de $2.000 al año a $8.000.

En un comunicado, la Casa Blanca dijo que los cambios permitirán inmediatamente al pueblo estadounidense proveer más recursos para empoderar a la población cubana para que dependa menos de una economía manejada por el estado y ayudarán a facilitar “nuestra creciente relación con el pueblo cubano”.

El senador republicano por la Florida, Marco Rubio, dijo que las medidas ayudan en realidad al gobierno antidemocrático de la isla.

“Esto cae del cielo al régimen de Castro que va usar los fondos para la represión en contra de los cubanos, así como también en contra de los intereses nacionales de Estados Unidos en América Latina y más allá”, dijo en un comunicado.

Asimismo, el congresista republicano por Florida, Mario Díaz-Balart, dijo que todos los legisladores cubano-estadounidenses en el Congreso se oponen a las medidas de Obama.

“El presidente no ha extendido a los cubano-estadounidenses en el Congreso ninguna medida de transparencia, cortesía ni consulta sobre la política hacia Cuba (…) De un solo golpe, el presidente ha traicionado al pueblo cubano y roto su promesa de requerir pasos básicos hacia la libertad antes de normalizar las relaciones con el régimen de Castro", dijo el Díaz Balart.

Muestre comentarios

XS
SM
MD
LG