Enlaces para accesibilidad

Liberados mayoría detenidos en sepelio de Payá

  • Voz de América - Redacción

El cuerpo de Oswaldo Payá fue sepultado en La Habana este martes en medio de críticas por la detención de varias personas.

El cuerpo de Oswaldo Payá fue sepultado en La Habana este martes en medio de críticas por la detención de varias personas.

Entre los liberados está el psicólogo y periodista independiente Guillermo Fariñas, quien confirmó su liberación y la de tres de sus acompañantes.

La mayoría de unos 50 disidentes que fueron detenidos el martes en La Habana tras el funeral del opositor Oswaldo Payá, fallecido en un accidente de tráfico, ya están en libertad, según la Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional (CCDHRN).

Entre los liberados está el psicólogo y periodista independiente Guillermo Fariñas, quien confirmó su liberación y relató como fue empujado dentro de un bus cuando caminaba hacia el cementerio donde fue enterrado Payá.

Oswaldo Payá


Nació en La Habana en 1952. Ingeniero y físico, nace en el seno de una familia católica.

Activista desde su adolescencia, a los 16 años se niega a unirse al Partido Comunista de Cuba y a sus organizaciones juveniles.

Fue reclutado por el ejército y castigado por negarse a participar en el transporte de un grupo de prisioneros políticos, lo que le valió una condena de tres años de trabajos forzados en la Isla de la Juventud.

En 1988 fundó el Movimiento Cristiano Liberación, una organización sin afiliación política y raíces cristianas que aboga por la defensa de los derechos humanos y cívicos de los cubanos.

Casado con Ofelia Acevedo y padre de tres hijos, se hizo popular internacionalmente durante la década de los 90, cuando promovió el Proyecto Valera al recoger miles de firmas en busca de un referendo para modificar la Constitución, abrir camino a la democracia y la iniciativa privada en la isla.

En respuesta al proyecto aperturista, el gobierno del entonces presidente Fidel Castro modificó a la carrera la Constitución del país para añadirle un acápite declarando “irreversible” el socialismo en la isla.

Algunos de los colaboradores del Proyecto Varela fueron detenidos en una redada contra 75 opositores en la Primavera Negra de 2003. Después, los tribunales los condenaron con penas de hasta 25 años por presuntamente ser "agentes" al servicio de potencias extranjeras.

Gracias a gestiones de la Iglesia Católica, aduciendo motivos humanitarios y como resultado de la presión internacional, años después todos quedaron en libertad.

En 2002, Payá recibió el Premio Sajarov de Derechos Humanos. En 2003 se reúne en Washington con el entonces secretario de Estado de EE.UU., Collin Powell.

Payá fue varias veces nominado como candidato al Nobel de la Paz y era una de las figuras más activas y respetadas de la disidencia cubana.
"Cuando me interrogaron en las dependencias policiales de Tarará (balneario del oeste de La Habana) no me supieron decir qué decreto-ley estábamos incumpliendo al querer acompañar el carro fúnebre con el féretro de Oswaldo Payá, y solo nos dijeron que cumplían órdenes", apuntó Fariñas.

La detención se produjo a unos cien metros de la iglesia del Divino Salvador del Mundo, donde se realizó la misa fúnebre antes del sepelio en el cementerio de La Habana, cuando un grupo de personas comenzó a gritar consignas en contra del gobierno.

La policía, que vigilaba el cortejo que se dirigiría al cementerio Colón, subió a los detenidos a dos autobuses que el templo había preparado para que los asistentes al funeral pudieran trasladarse hasta el campo santo.

La Casa Blanca emitió este miércoles 25 de julio un comunicado condenando las detenciones. "El hecho de que hayan ocurrido mientras cientos de personas se reunían pacíficamente para conmemorar la vida de uno de los más grandes defensores de los derechos humanos solo subraya la importancia de la lucha de Payá en nombre del pueblo cubano", lee el comunicado.

"Desafortunadamente –continúa el comunicado— estos arrestos demuestran claramente el clima de represión en Cuba".

"Esperamos ansiosos el día en que el pueblo cubano pueda vivir en la sociedad libre que Oswaldo Payá se esforzara tanto por hacer realidad durante toda su vida", concluye.

El cardenal Jaime Ortega ofició la misa fúnebre en el templo e hizo público un mensaje de condolencias enviado por el papa Benedicto XVI a la familia de Payá.

En el oficio religioso, al que asistieron cientos de personas, el cardenal elogió al disidente.” Oswaldo tenía una clara vocación política y esto, como buen cristiano, no lo alejó de la fe ni de su práctica religiosa”, dijo.

Según opositores, agentes de seguridad y policías empezaron a practicar arrestos cuando algunas de las personas que acudieron a dar el último adiós a Payá comenzaron a dar gritos de "libertad", "democracia" y "viva el Movimiento Cristiano Liberación".

Grupos de disidentes han exigido que se aclaren las circunstancias en las que murieron los opositores Oswaldo Payá y Harold Cepero el domingo. La versión oficial del gobierno dice que el conductor del automóvil en el que viajaban perdió el control y se impactó contra un árbol.

Sin embargo, familiares de Payá piensan que la muerte fue provocada por otro vehículo que habría embestido varias veces el automóvil en el que viajaba el líder del Movimiento Cristiano Liberación.

En tanto, el chofer del vehículo en el que viajaban los disidentes ha sido interrogado por la policía cubana. Se trata de Angel Carromero, vicesecretario general del grupo Nuevas Generaciones del Partido Popular español.

Fariñas tiene 50 años y ha realizado varias huelgas de hambre contra el régimen de los hermanos Castro. Cuando fue detenido, llevaba puesta una camiseta con el rostro de Oswaldo Payá.

En 2010 recibió el Premio Sajarov del Parlamento Europeo, que se entrega a la libertad de conciencia. Oswaldo Payá había recibido el mismo galardón en 2002.
XS
SM
MD
LG