Enlaces para accesibilidad

Vacío en la Corte puede ser impedimento para su avance


Admiradorres del juez Antonin Scalia lo consideraban un héroe de los derechos civiles.

Admiradorres del juez Antonin Scalia lo consideraban un héroe de los derechos civiles.

La nominación del sucesor del juez supremo Antonin Scalia parece estar postergada hasta el próximo año pero el tema principal para el o los candidatos sigue siendo el respeto a los derechos humanos

La Corte Suprema de Justicia tiene en los próximos meses temas muy sensitivos sobre los que debe pronunciarse y, según dice un experto, es imperativo que mantenga su línea de trabajo en ausencia del fallecido magistrado, Antonin Scalia.

Los comentarios corresponden al director de Incidencias para el programa de Estados Unidos de la organización Human Rights Watch, Antonio Ginatta, que en entrevista con la Voz de América analiza el futuro de la nominación que el presidente Obama realizará para llenar esa vacante.

“La Constitución es muy clara en cuanto al poder del presidente para el nombramiento y el poder del Senado para el consentimiento, pero no hay un plazo determinado para cumplir con este paso y tampoco estipula un número de jueces para la Corte”, dice el experto.

Ginatta explica que el actual número de nueve jueces que conforman el Alto Tribunal fue determinado por el Senado y así se ha mantenido para permitir una fluidez en la votación y evitar un estancamiento.

El experto remarca que el juez Scalia caracterizó su presencia en la Corte Suprema en el marco de la Constitución y la mayoría de sus juicios estuvieron apegados a sus preceptos.

Antonio Ginatta - HRW

Antonio Ginatta - HRW

Sin embargo, Ginatta también enfatiza en que muchos casos considerados liberales tuvieron su voto, como fue el caso del matrimonio entre personas del mismo sexo.

“Actuó con un profundo respeto a los derechos humanos, pegado a la Constitución y esa es la base importante para todos los que estamos en la línea del respeto a esos derechos fundamentales, no importa tanto la persona como su compromiso con este tema”, advierte Ginatta.

“Es importante que los jueces de la Corte Suprema no se cierren a lo que pasa en el mundo y recuerden que Estados Unidos es parte de varios tratados referidos a los derechos humanos y debe velar por su protección y cumplimiento”, acota Gimatta.

El experto advierte que temas tan trascendentales como la inmigración y las órdenes ejecutivas del presidente Obama deben ser abordadas en la Corte Suprema de Justicia en los próximos meses, y remarca que el actual número de jueces puede ser un impedimento para su avance.

“Al tener ocho jueces supremos, cuatro conservadores y cuatro liberales, podría resultar en que las decisiones de cortes inferiores queden en un empate y sería muy lamentable al tratarse un tema altamente sensible”, dice Gimatta.

XS
SM
MD
LG