Enlaces para accesibilidad

Rechazan enmienda de presupuesto

  • Voz de América - Redacción

Esta fue la primera votación de una enmieda de presupuesto balanceado desde 1995, que no fue luego aprobada por el Senado.

Esta fue la primera votación de una enmieda de presupuesto balanceado desde 1995, que no fue luego aprobada por el Senado.

Ssesores del Congreso dicen que una comisión bipartidista de 12 miembros está logrando poco progreso hacia una amplio acuerdo para reducir el déficit.

La Cámara de Representantes rechazó este viernes 18 de noviembre de 2011, una enmienda que obligaba al Congreso a balancear su presupuesto anual, para revertir años de déficits presupuestarios.

Mientras tanto, una comisión bipartidista trata de identificar recortes al presupuesto antes del vencimiento de un plazo clave el próximo miércoles 23 de noviembre.

Al final de la votación, la mayoría de los legisladores apoyó la medida por 261 a 165, pero de todas formas la iniciativa no consiguió el apoyo de los dos tercios de los votos necesarios para su aprobación.

Si bien la mayoría republicana en el Congreso apoyaba la medida, la iniciativa no consiguió avanzar. Los republicanos sostienen que la medida es necesaria para imponer disciplina fiscal.

Los críticos de la minoría demócrata indicaban que la propuesta para equilibrar el presupuesto a corto plazo hubieran reclamado recortes drásticos en numerosos programas sociales, incluyendo Medicare, cuando las retracciones de la economía pusiera el presupuesto fuera de equilibrio, empeorando el impacto de las recesiones.

Esta fue la primera votación de una enmieda de presupuesto balanceado desde 1995, cuando fue aprobado por la Cámara de Representantes, pero no consiguió ser autorizado por el Senado.

“Washington no está un poco afectado, está quebrado, y es tiempo para cambiar la forma de gastar el dinero de los contributyentes”, dijo el representante republicano Mike Pence, líder del ultraconservador movimiento Tea Party.

La crítica fue rebatida por representante demócrata Mel watts, quien dijo que “esto era como quedarse bajo las faldas de la madre. Crezcan. Tomen decisions responsables”, reclamó.

La medida enmendaría la Constitución estadounidense para requerir que el Congreso no gaste más de lo que recibe un año fiscal.

Los partidarios de la medida dicen que es necesaria para detener la creciente deuda nacional de Estados Unidos, que sobrepasó los $15 billones de dólares esta semana.

Mientras tanto, asesores del Congreso dicen que una comisión bipartidista de 12 miembros está logrando poco progreso hacia una amplio acuerdo para reducir el déficit.

La llamada “supercomisión” tiene hasta la medianoche del miércoles próximo para reducir $1.200 billones de dólares en gastos del gobierno federal durante la próxima década o arriesga masivos cortes automáticos para defensa y programas domésticos a partir de enero de 2013.

XS
SM
MD
LG