Enlaces para accesibilidad

Obama y Boehner presionan para aprobar presupuesto

  • Voz de América - Redacción

El saliente presidente de la Cámara de Representantes de EE.UU. John Boehner habló con los periodistas en el Capitolio el martes, 27 de octubre de 2015.

El saliente presidente de la Cámara de Representantes de EE.UU. John Boehner habló con los periodistas en el Capitolio el martes, 27 de octubre de 2015.

El acuerdo es resultado de semanas de negociaciones entre líderes republicanos y demócratas y debe ser firmado por el presidente Barack Obama.

La Casa Blanca y John Boehner, el saliente líder republicano de la Cámara de Representantes, instaron a los legisladores el martes para que aprueben el nuevo plan de gastos del gobierno e incrementen la autoridad de préstamo de la nación, pese a que republicanos conservadores criticaron el acuerdo.

El presidente Barack Obama exhortó a los legisladores a aprobar el pacto alcanzado tras semanas de negociaciones con líderes del Congreso y a evitar ser distraidos "por provisiones ideológicas que no tienen lugar en el proceso de presupuesto en Estados Unidos".

El secretario del Tesoro, Jack Lew, dijo que el nuevo acuerdo ayudará a la clase media, mantendrá segura a la nación y creará 340.000 empleos adicionales.

El vicepresidente Joe Biden calificó el convenio como "un buen trato".

El presidente de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, John Boehner, presionó para una votación sobre el acuerdo de dos años a pesar de la oposición de los conservadores, dependiendo del respaldo de los demócratas para el pacto logrado con el presidente Barack Obama.

En sus últimos días como presidente de la Cámara, Boehner intenta aprobar la medida en el Congreso, adelantarse a una crisis por la deuda la semana próxima y evitar un cierre del gobierno en diciembre.

El acuerdo también evitaría crisis presupuestarias hasta después de las elecciones de 2016.

"El acuerdo no es perfecto de ninguna manera, pero la alternativa era un aumento en el límite de la deuda sin ninguna reforma a los programas de beneficios o dinero para las tropas" dijo Boehner a los periodistas. "Entonces éste es un buen acuerdo" agregó.

"Este convenio protegerá nuestra economía y reduce el déficit. Asegura a largo plazo las reformas de ayuda social, fortalece nuestra seguridad nacional y genera mayor certidumbre al proceso de asignaciones del año que viene y protege a más estadounidenses de Obamacare y rechaza los aumentos impositivos propuestos por la actual Administración”, enfatizó el líder republicano.

El plan daría fondos para el gobierno federal y extendería el límite de deuda del gobierno hasta marzo de 2017, dos meses después que el presidente Barack Obama deje de la Casa Blanca.

La medida aumenta el gasto en programas militares y domésticos en aproximadamente 50.000 millones de dólares en 2016 y 30.000 millones de dólares en 2017, al igual que 16.000 millones de dólares adicionales por año para el presupuesto de guerras extranjeras del Pentágono. Los fondos adicionales levantan los límites automáticos de gastos impuestos por el Congreso bajo el presupuesto de 2011.

El gasto adicional sería compensado por ahorros a largo plazo en el programa de Seguro por discapacidad del Seguro Social y un límite a pagos a proveedores de cuidado de salud a través de Medicare, el programa de salud del gobierno federal para los ancianos.

El plan debe ser aprobado por la Cámara de Representantes y el Senado y firmado por el presidente Obama antes del 3 de noviembre, cuando expira la autoridad del gobierno de pedir préstamos y la nación enfrenta la posibilidad de default.

XS
SM
MD
LG